Jordi Adell (@jordi_a): edu & tec

Carta a los editores de libros de texto

 

Estimados amigos,

No nos conocemos personalmente, pero sigo con atención sus ruedas de prensa y leo sus estudios en su web. En algunas jornadas, etc. he coincidido con algún trabajador/a de sus empresas y hemos intercambiado opiniones sobre el futuro de los libros de texto en una escuela en la que todos y cada uno de los estudiantes disponen de un ordenador portátil y conexión a Internet… allí y en su casa (un futuro bastante probable y cercano). En esas ocasiones no me he privado de expresarles mi opinión de que Uds., ahora mismo, tienen dos graves problemas. El primero es que no tienen ni idea de qué pueda ser un ” libro de texto digital”. No se preocupen demasiado por esto: ni Uds. ni nadie. El “libro de texto digital” no existe y posiblemente no existirá jamás. Luego se lo explico. Pero es evidente a la luz de lo que han hecho hasta la fecha. No hay más que ver sus “demos”: han “digitalizado” sus libros de toda la vida (y les han añadido cuatro animaciones en “flash”, tres clips de vídeo y cinco ejercicios autocorrectivos para ver si el niño se acuerda de la definición de sintagma nominal).

El segundo problema es que, como no tienen “producto”, tampoco tienen ni idea de cómo venderlo. Bueno, no tienen ni idea de cómo venderlo sin perder dejar de ganar una enorme cantidad de dinero. En el año 2008, me permito recordarles, recaudaron casi 900 millones de euros de los ciudadanos de este país. Lo he leído en una de sus notas de prensa, concretamente la titulada Los editores ponen en marcha una plataforma de contenidos digitales de enseñanza (en el último párrafo). El problema, parece ser, es que la Administración educativa no está dispuesta a seguir pagando sus libros de texto en papel porque se ha gastado una pasta en ordenadores para los niños y las escuelas. Los quiere en formato digital para sus flamantes portátiles y, ¡horror! no está dispuesta a pagar los precios actuales. Creo que la cosa está ahora mismo por unos treinta euros por todos los libros de un alumno (creo que esto es lo que la administración educativa catalana baraja ahora mismo y si no es así, algún amable lector me corregirá).

El objetivo de esta nota, sin embargo, no era informarnos de sus ingresos anuales, sino de su proyecto NEDA, una plataforma que… pero mejor dejar que Uds. lo expliquen:

NEDA está concebida como una herramienta multiuso que albergará un catálogo de contenidos educativos, contenidos educativos interactivos, biblioteca digital y otros materiales de enseñanza complementarios al libro de texto que permitirá a profesores, alumnos y padres mejorar o completar los materiales curriculares con actividades de refuerzo.

He resaltado una palabra en su texto para facilitar la comprensión, espero que no les importe. NEDA es una plataforma para vender materiales complementarios al libro de texto, digital o en papel. Queda claro.

Pero el motivo que me haya decidido a escribirles esta carta es otro. Hace un par de días la prensa publicó la crónica de su última rueda de prensa. El titular de la nota que difundió Europa Press es, lo reconocerán, un tanto “fuerte”:

Editores acusan a los poderes públicos de “cómplices de piratería” al fomentar la gratuidad de los contenidos educativos

En la noticia de Europa Press decía:

Los editores han acusado este martes a los poderes públicos de “cómplices de la piratería” porque “al fomentar la gratuidad de los contenidos educativos se anima a las nuevas generaciones a cuestionar la legitimidad de remunerar la creación”…

¿Podrían explicarme cómo fomentando la gratuidad se “anima a cuestionar” la legitimidad de remunerar la creación? Y, de paso, si “creación” es lo que Uds. creen que hacen con los libros de texto? No lo tengo muy claro. Quizá deberían haber dicho “remunerar la edición, reproducción y distribución en papel de los libros” que es, creo, a lo que se dedican.

Y sigue más abajo:

En declaraciones a Europa Press, Ávila [Antonio María Ávila, director ejecutivo de la Federación de Gremios de Editores de España (FGEE)] ha criticado que las administraciones públicas “gasten el dinero destinado a educación en ordenadores y pretendan que los contenidos se les regalen” y advirtió de que “la máquina sola no da inteligencia” y, por lo tanto, recomendó que “no se primen las herramientas en detrimento de los contenidos educativos”. Además, ha señalado que el cambio tecnológico no puede ser utilizado por las administraciones para convertirse en “malas editoras” de libros de texto.

Por último, el coordinador del informe [presentado en dicho acto y titulado La situación de los contenidos digitales educativos en los países de la OCDE: perspectiva española], realizado por la Unidad de Psicología del Consumidor y Usuario de la Universidad de Santiago de Compostela, Eduardo Picón, ha apostillado que “no existe a día de hoy ni un marco teórico sólido ni evidencia empírica suficiente de que las TICs mejoren de forma generalizada los procesos de enseñanza y aprendizaje ya que el verdadero valor añadido de estas nuevas tecnologías lo proporcionan los contenidos”.

Permítanme que muestre mi sorpresa: ¿están mordiendo la mano que les da de comer? Es una mala idea. Quizá estén presionando para que la administración continúe gastando esa cantidad obscena, e innecesaria en la era digital, de dinero de nuestros impuestos en sus libros de texto en papel. Pero antes, deberían decidir a qué juegan: libros de texto digitales o en papel. Si es lo segundo, no creen portales para vender actividades de refuerzo (digitales, por supuesto) y dediquense a afirmar que la Internet es mala y que mejor que no se use en educación (habría gente dispuesta a creerles). Si, por el contrario, el formato digital no es tan nefando, pues ya pueden pensar un plan de reestructuración del sector pues pasar de 200 euros año/alumno a 30 supondrá una rebaja notable en sus cuentas de resultados, aunque también se rebajarán sus gastos en papel y distribución. Quizá no necesiten a gran parte de su plantilla, al cambiar de papel a digital… o quizá sí. Igual tiene que seguir enviando a los Reyes Magos a las escuelas.

Y no pienso decir nada de las opiniones del señor Picón, coordinador del informe que la Unidad de Psicología del Consumidor y Usuario de la Universidad de Santiago de Compostela les ha hecho. No conozco sus publicaciones sobre didáctica y nuevas tecnologías y no quiero pronunciarme al respecto. Pero yo, de Uds. me mosquearía de que los informes que encargan les digan solo lo que Uds. quieren oír (o quieran hacer oír a la opinión pública, entonces sería otro tema). No se qué entiende por “suficiente”, ni si las evidencias a las se refieren son proyecto de dotación de TIC y no hacer nada más esperando sentados a que los niños y niñas aprendan solos. Con lo cuál le podrían haber encargado el estudio directamente a Perogrullo.

El error, su error, es creer en las propiedades mágico-didácticas de los “contenidos”. Señores, los contenidos, sin docente, se llaman libros y bibliotecas, hace años que tenemos y, que yo me hay enterado, no han acabado con las escuelas, ni las universidades. Los maestros y maestras educan, sus libros son, o eran en su tiempo, una ayuda. Igual que la Internet ahora. Desgraciadamente para Uds. en Internet hay recursos mucho mejores que sus unidades didácticas, “contenidos” que los maestros usan en sus actividades didácticas. Pero en Internet hay más cosas: hay, por ejemplo, herramientas fantásticas para enseñar y aprender (¿han visto alguna vez Google Maps?), y hay otros docentes y alumnos de todo el mundo, con los que aprender juntos… y eso, sus libros actuales y futuros no lo van a tener. Lo suyo son “los contenidos”. Como la Wikipedia, vamos. Y las actividades didácticas que proponen, que se resuelven… estudiando los contenidos. No muy innovador ni de mucha calidad didáctica, si me permiten.

En fin, creo que el mundo va en una dirección y Uds. están anclados en el pasado. Les ha ido bien, y les va bien ahora mismo, pero pónganse las pilas. Porque, si tengo a la misma distancia, un clic de ratón, una exposición del Museo Británico sobre Egipto, quizá su unidad didáctica sobre el arte egipcio me parezca un poco “cutre” y encima trabajo con la de Inglés. Si tengo las programaciones de otros docentes, quizá la suya me sepa a poco para hacer la mía propia, y si puedo trabajar junto a otras cinco escuelas estudiando un tema “sobre el terreno”, con datos actualizados en tiempo real, y los estudiantes pueden publicar sus resultados en la red, quizá sus actividades sugeridas me sepan a cartón, si en sus libros digitales, cada vez que profundizan en algo, me remiten a vídeos o páginas de la Internet, quizá piense que todo lo que necesito ya está en Internet y que gastarse mis impuestos en algo que se puede conseguir gratis, pues no está claro. El día que los docentes se den cuenta que esos cañones y pizarras digitales se pagan con sus impuestos… En fin.

Por otra parte, tienen razón en un tema. La administración juega a dos barajas (o su mano izquierda hace una cosa y la derecha otra) y no debería ser la autora de los materiales de enseñanza. Lo mejor que podría hacer es subvencionar a los grupos de docentes más didácticamente innovadores para que  los hicieran y los compartieran gratuitamente por la red. De hecho dichos grupos ya lo están haciendo sin que les ayuden demasiado desde arriba. Dicen que “el conocimiento quiere ser libre”. Quizá sea cierto. Lo que si es cierto es que la red ha cambiado las reglas del juego. Y Uds. se han dado cuanta tarde: no tenían preparada ninguna estrategia para los nuevos tiempos.

Finalmente, permítanme una reflexión final. Eso que están “buscando”, el libro de texto digital, no lo encuentran porque no existe. Y no existe porque quizá no tenga sentido en estos tiempos que vivimos. En la época en la que el acceso a la información era costoso y difícil, un libro de texto tenía mucho sentido: todo lo que merece ser sabido en el curso en un solo sitio, ordenadito y semidigerido. Gran ayuda para los docentes. Eso, hoy, en la era Internet, es sencillamente impensable. Pretender que paguemos esas cantidades por ello, más todavía. La administración y los ciudadanos no tragaremos si no nos ofrecen algo más. Quizá deban “repensarse” como empresas de servicios y dejar de verse como empresas que elaboran industrialmente un producto material, caro, idéntico, inflexible y, en demasiadas ocasiones, malo, para todos los estudiantes. Ya deben haber notado que pasar los libros actuales al formato digital no funciona: las posibilidades del soporte dejan en evidencia sus PDFs encerrados en lectores Flash. Es más, no pongan demasiadas esperanzas en plataformas neutrales, objetos de aprendizaje estandarizados y desagregación de contenidos, ni en ofrecer sus libros dentro de una plataforma, es la idea misma de limitar el uso educativo de la red a un conjunto de contenidos,  estáticos e iguales  para todos, que se pueden conseguir gratis en cualquier parte, la que no tiene sentido. Agreguen valor y hablaremos.

Paul Graham, en Post-Medium Publishing, estableció el criterio de manera muy clara:

“Cuando vea una iniciativa que utiliza las nuevas tecnologías para dar a la gente algo que quiere y que no había tenido antes, probablemente esté viendo un vencedor. Y cuando vea algo que es una mera reacción a la nuevas tecnologías, en un intento de preservar una fuente existente de beneficios, probablemente esté viendo a un perdedor”.

El problema es que los docentes que quieren libros de texto digitales son precisamente los menos innovadores y los menos comprometidos con el aprendizaje de sus alumnos (esto levantará algunas ampollas, pero alguien tiene que decirlo). Eso los padres lo descubrirán pronto, si no lo han descubierto ya. Del mismo modo que los centros que se niegan a usar los portátiles deberán dar explicaciones a las AMPAS. Y las escuelas que se aferren a los libros de texto teniendo toda la Internet a su disposición, posiblemente tengan pronto mala fama.

Perdónenme por el tono indignado de esta carta, pero han llamado públicamente “cómplices de piratería” a mis representantes políticos y, aunque no me gusta gran parte de lo que hacen, siguen siendo mis representantes y, en este caso, si se esfuerzan por conseguir materiales educativos de calidad y más baratos en lugar de hacerles a Uds. más ricos, les aseguro que tienen todo mi apoyo.

Un comentario final. No deberían morder todas las manos. De los proyectos del tipo “portátiles sí, pero innovación didáctica ninguna” como el catalán Educat 1X1, y su futuro iTunes de los libros de texto, la plataforma Empúries (otras comunidades autónomas también merecen tirones de oreja, pero no es el momento), aunque no les gusten por su pretensión de bajar sustancialmente los precios de los libros de texto (digitales) deberían besar por dónde pisan. Siguen creyendo que los docentes necesitamos libros de texto. Eso es muy bueno para Uds. Aunque, si tienen que besar algún suelo, les recomiendo las moquetas de Aguirre, Camps y Valcárcel. Y no le regalen nada a Camps, por favor. Ya tiene bastantes líos.

Atentamente,

2878044578_6e8c218c57_z

Foto: Rhonndda. Shelf of Old Books. (Licencia CC BY-NC 2.0).

Categories: Escuela 2.0, innovación educativa, libros, Materiales

Primer análisis sobre Escuela 2.0 » « Por qué no uso Prezi

134 Comments

  1. Perfecto que alguien que tiene el respeto de gran parte de la comunidad educativa de un toque de atención a ésta gente. Enhorabuena. Por cierto, que hace dos años ya algunas editoriales en nuestro Centro de Profesores nos acusaban de incentivar el NO usar el libro de texto, pues estábamos formando a nuestros profesores en la creación de unidades de trabajo basadas en la consecución de las competencias básicas. Encima en CLMancha, donde actualmente seguimos teniendo gratuidad de libros de texto y tienen el negocio asegurado.

    • Antonio: anímate a escribir sobre el tema y contar cómo están las cosas por ahí 🙂 Aquí es sencillo resumir: en la Comunidad Valencia los portátiles y los libros de texto digitales no nos causan ningún problema 😀

  2. Más alto y más claro, !!imposible!! Ojalá los políticos que fomentan y apoyan el sistema de beneficencia que tenemos en este país: libros gratis, ordenadores gratis….!!todo gratis!! se den cuenta del inmenso error que cometen; !!pan y circo….que pena de administración que lo ve así!! Un abrazo, miguel__rosa

  3. Jordi, felicidades por tu carta es genial. Quería comentarte que el enlace a “su web” en el primer párrafo da error.
    Saludos

  4. #alguhohaviadedir (alguien tenia que decirlo) és el hastag que corre en twitter y alguien lo ha dicho con todas las letras y bien dichas y eso se agradece. Al comentar a compañeros de editoriales el potencial educativo de video juegos su respuesta, clásica por otra parte, es “el capital es conservador”. Yo no me puedo recordar la lista de los reyes Godos, nunca me ha sido útil, mi hijo de 17 años se sabe la genealogia de los Medici, gracias al video juego “Assassins Creed”. Le efectividad del aprendizaje no se culmina si lo que se aprende no tiene utilidad y esa es la fuerza que tien el trabajo en red que nos proporciona Internet. Trabajar con la realidad directa, no con una realidad enlatada pensada para la urna que és un aula.
    Gràcias por tu #mehequedaoagusto

  5. Clarito, clarito como siempre. Enhorabuena

  6. Perfecto, seguirle se convierte cada vez mas en un placer y un aprendizaje. SALUD!

  7. Sólo los malditos hacen mejores al mundo. (J Ibáñez)

  8. Totalmente de acuerdo Jordi, no tiene mucho sentido que toda la agenda de una sesión de una clase cualquiera la marque el autor o autores de un libro de texto y que el docente se dedique a reproducir lo que otros le dictan, eso es así en muchos casos , pero claro parece que los “malos” de la película son los editores que, al fin y acabo, defienden un negocio, creo que alguna responsabilidad debemos de tener los docentes cuando nos prestamos a ese juego por diversas razones. A ningún docente se le obliga a utilizar los libros de texto pero sin embargo son muy pocos, pero muy pocos los que no los utilizan.
    Echo de menos un estudio serio que saque a la luz las razones por las que todavía los libros de texto reinan a sus anchas por las aulas de escuelas e institutos en estos tiempos en donde los mejores contenidos los podemos localizar en Internet, posiblemente nos llevaríamos algunas sorpresas interesantes.

  9. Gracias Jordi por poner palabras al mosqueo que muchos y muchas llevamos ya años encima. La guerra se ha declarado abiertamente ya, sin tapujos. Van a por todas y cuentan con una quintacolumna entre nuestros colegas nada despreciable.
    Es hora ya de ganar definitivamente esta batalla contra el lobby-mafia que más ha frenado la innovación pedagógica en este país y la vamos a ganar, no solo porque tenemos razones sino porque nuestras armas son mejores: hay que desmontar el gran montaje, llamar a las cosas por su nombre y dar alternativas a nuestros compañeros en los centros. Y si la administración tiene lo que hay que tener y se pone del lado que debe ponerse en estos tiempos de crisis, nos tendrá a su lado, si no…peor pa ellos.

  10. Todo para los maestros y profesores pero sin los maestros ni los profesores. Todo para los alumnos pero sin los alumnos Esto es lo que pretenden continuar haciendo con la excusa de lo que quiere o necesita “ la mayoría” de los docentes, se cometen tantas injusticias en nombre de “la mayoría” como en nombre de la libertad, de la religión o de la democracia.
    En estos momentos los centros educativos son una tarta muy apetecible de la que muchos pretenden llevarse un buen tajo los fabricantes de pizarras digitales, de ordenadores, de sistemas operativos, las editoriales…
    Algunos docentes ingenuos creemos que podemos aprovechar este momento para dejar de ser consumidores y tomar el protagonismo con nuestros materiales compartidos, porque los expertos en educación somos nosotros.
    Hemos creído que en estos momentos teníamos una oportunidad, gracias Jordi por la coherencia, por la valentía i por la claridad de tu posición y de tu exposición. Tal vez lo consigamos

  11. Hola Jordi.
    M’agradat molt. PERFECTE.

  12. También me ha indignado a mí la equiparación de contenidos libres y gratuitos con piratería. Gracias por aclararnos las ideas y por tus valientes planteamientos.

    Un saludo

  13. Jordi,

    Me quito el sombrero otra vez ante una nueva genialidad de las tuyas. Como diría Jesulín de Ubrique, lo voy a ‘hisir’ en 2 palabras: IM – PREZIONANTE (añadiría 2 más: IN – SUPERABLE). Lo paso ahora mismito a mis alumnos del prácticum de psicopedagogía (UOC).

  14. Estos posts de domingo se van a convertir en un clásico. Recuerdo ahora cuando en la unconference de FICOD el grupo de trabajo de editores pedían que el futuro no cambiara, que la situación ideal era la actual con respecto al libro de texto. Pobres, el cambio es imparable. Y lo que creo que es importante es que si se reconvierten y generan contenidos de calidad, de manera humilde, como uno más en la red y respetando las reglas de la red y la cultura libre pueden tener hueco. Pero no, están perdiendo el tiempo y siguiendo los pasos de otras industrias como la audiovisual o musical. Lo que también me parece preocupante de la experiencia de FICOD es que las empresas multimedia no veían otra salida que el modelo de “comercial de los Reyes Magos” de las editoriales, habrá que estar atentos a eso. Un saludo

  15. Creo que preparar materiales gratuitos para mis alumnos y compartirlos me va en el sueldo. Me esforzaré por mejorarlos dia a dia.
    Pero la inercia es grande.

  16. Un gran artículo, efectivamente se creen que poniendo vídeos ya han cambiado el sistema de enseñanza, digitalizando lo mismo de siempre. Y con otro problema, que tienes que ir a su ritmo, leyendo puedes marcar el tuyo (por eso odio las conferencias en vídeo cuando solamente quiero hojearlas en diagonal en los blogs). Pero claro, ellos solamente piensan en cómo seguir manteniendo la situación de oligopolio lucrativo (un 75% de los títulos y materiales complementarios están en manos del 15% de las editoriales, a pesar de los proyectos autonómicos y demás)

  17. Tan sólo puedo decir una cosa… chapeau!

  18. Gracias por este artículo, estoy muy de acuerdo en casi todo pero, aunque no tenga que ver con el título, si que quisiera puntualizar algunas cosas únicamente con ánimo de aportar otro punto de vista y un poco más de información.

    En primer lugar los docentes no sólo nos hemos dado cuenta que la inversión tecnológica se paga con nuestros impuestos, creo que podemos decir que la estamos pagando, a partir de ya, con nuestro sueldo. Un cálculo rápido y aproximado revela que de un año trabajaremos “gratis” algo más de un mes, vamos: por la “patilla”. ¿Puede afectar esto, en parte, al voluntarismo tradicional del profesorado?

    Puestos a ahorrar, tampoco entiendo el uso de licencias privativas en los ordenadores con el consiguiente despilfarro que conlleva. Parte de esos “recortes” también serán empleados para ese fin y con PL no existirian. ¿Tenemos idea de lo que nos ahorraríamos, de los impuestos que todos pagamos, si la administración migrara a Programario Libre?

    Parece que todos estamos de acuerdo que los docentes son (somos) los que finalmente FORMAN y educan (yo soy de los que cree que la educación ya deberia venir de serie – vamos de casa-) . No debemos ser tan importantes porque ya hace un tiempo que no aprecio ningún aprecio por el profesorado que es quien ha de adaptarse a estos cambios casi sin formación estos últimos cursos y especialmente ahora que no existe presupuesto. (Como ejemplo puedo decir que para Todo el curso académico próximo y para un centro de 60 profesores sólo se ha aceptado una formación presencial de 15 horas para todo el grupo, -no desdobladas- con los contenidos de PDI, Moodle y Recursos de la web.)

    También quisiera decir que el estudio para ver las razones que empujan a los profesores a usar libros de texto tradicionalmente seria muy interesante y que las conclusiones finales dejarian a más de uno con la boca abierta. La escuela inclusiva, la promoción automática, los continuos cambios legislativos, la pérdida continuada de autoridad del profesorado, la depreciación en la sociedad actual de los valores como el esfuerzo (a todos los niveles), el futuro incierto para los alumnos,… Posiblemente existe un desgaste continuado acompañado de medidas que poco ayudan a hacer un cambio de esta envergadura sin una previa programación y preparación.

    Bueno soy consciente que me he enrrollado demasiado y que quizás estos comentarios serian más adecuados para otro artículo que tuviera como tema “Los ordenadores en las aulas” o algo así.

    Yo, por mi parte, seguiré elaborando y conectando contenidos digitales en la web para que mis alumnos puedan seguir la materia sin libro alguno, ni digital ni de papel, para lo que si que será imprescindible que TODOS los ordenadores del centro tengan un acceso a internet de calidad, que por desgracia ahora tampoco existe.

    Esta es la preparación que deberia estar a punto antes de entregar los ordenadores a los alumnos y por ahí ya está fallando. Por otro lado, ¿Alguien se imagina que una “empresa” tuviera unos 500 ordenadores y que el único técnico responsable fuera un operario (en este caso profesor, al que le “gustan” los ordenadores) y que para velar que todo funcione y ayudar a los compañeros con los programas y contenidos disponga de unas 8 horas semanales?

    Saludos para todos,

    Toni

    P.D: siento el aire pesimista que ha tomado mi intervención, pero las cosa tienen que cambiar mucho para llegar a esa ideal que todos tenemos en mente cuando pensamos en la excelencia del proyecto.

  19. Jordi, després de llegir aquesta carta i, sobretot, després d’aprendre tant de tu: de les teves aportacions al twitter, dels teus articles, de les xerrades que has fet i que he trobat a la xarxa, de la teva visió de futur.., crec que em decidiré perquè els alumnes de 4t d’ESO de l’optativa d’informàtica (3 hores setmanals) el curs vinent no comprin llibre.
    Aprofito també per comentar-te un aspecte que, per a mi, ha estat un canvi important de mentalitat: la no por a compartir el que faig a la xarxa i animar als meus companys a que també ho facin.
    Mil gràcies per compartir el teu coneixement amb tots nosaltres !

  20. Opino como Jesús: ¿por qué comparar contenidos educativos libres con piratería?
    Creo, no quiero generalizar, que el acceso a libros en papel de mediana calidad en paises de latinoamerica es aun mas dificil. Yo le he comprado TODOS los libros de texto a mi hijo de 14 años y me gasté como 10 o 12 euros por libro. Es decir que yo, QUE PUDE, gasté 90 euros en libros. El que no puede, nada, se jode, porque TAMPOCO estamos -aun- en un escenario de acceso a contenidos propio del modelo 1 a 1.
    También acuerdo contigo, Jordi, en eso de que “los docentes que quieren libros de texto digitales son precisamente los menos innovadores y los menos comprometidos con el aprendizaje de sus alumnos” Lo he comprobado, sobre todo en la fascinación que les causa a ciertos maestros el hecho de poder decirles a los peques “hagan la actividad 57” mientras ellos toman café.
    Caray, es difícil.
    Saludos, desde el sur del mundo

  21. Un texto certero e imprescindible en los tiempos que corren en los que las administraciones educativas corren a proporcionar a su profesorado material ¿educativo? digital para tenerlo contento y callado. Materiales, por supuesto, realizados por empresas que repiten de manera descarada y a precio de oro los peores modelos didácticos de los peores libros de texto.
    ¿Será tan difícil de ver el camino? A este paso la escuela va a perder toda su razón de ser. El aprendizaje vendrá desde otras instancias.
    Gracias por decirlo tan claro.

  22. ¡Valiente y atrevida carta!. Tienes todo mi apoyo. Ya comentarás si quieres algo. Los fariseos, que dice Potachov, no se van a quedar quietos. . ¡Salud y suerte!

  23. simplement genial i encertat¡¡¡¡¡¡
    per cert, sempre he pensat que ja era hora que la digitalització de les aules arribés a les aules, crec en les TIC com a un recurs més. Però sincerament crec que el col·lectiu de docents no està preparat, ni l’administració té massa clar quines implicacions té un projecte d’aquest abast, les editorials volen conservar els seus als guanys tot i generant materials de dubtosa qualitat, la qüestió és que estem al s.XXI però a nivell d’escola continuem utilitzant recursos i pràctiques pròpies d’altres temps….bla bla bla…..

  24. Jordi, si em permets, aprofito la frase “no tengo palabras”. No sé si es pot dir més, potser sí, però més clar i més directe…
    Quan parlem d’editorials al twitter potser haurem d’usar l’etiqueta #looser 😉 seguint les paraules d’en Paul Graham.
    Bé, disculpa aprofitar aquest espai per “publicitar” una presentació meva, però els hi podriem dedicar les 13 primeres diapos de
    http://www.slideshare.net/xsune/un-viaje-porlasnubes-4423066 per tal de que puguin continuar “dormint”. De pas, que es mirin les següents 🙂
    Gràcies Jordi!

  25. Tienes toda la razón, comparto todo lo que escribes en tu carta. Personalmente, creo que es vital apoyar (y si no existen potenciar su creación) a los grupos de docentes que intentan que “2.0” sea más que una etiqueta al lado de la palabra “escuela” y no sólo referido al uso de las TIC en el aula.
    La generalización del uso de las Tecnologías de la Información y la Comunicación en nuestros centros es un momento ideal para potenciar el cambio pedagógico tantas veces demandado. Si perdemos esta oportunidad, todo seguirá siendo lo mismo, com portátiles, con pizarras digitales, con libros de texto digitales,….pero lo mismo.

  26. M’agrada i molt… i més el comentari final…

  27. Yo también comparto y apoyo todo lo q dices.
    Gracias, Jordi, por hablar tan claro.

  28. Jordi,
    Enhorabuena por el artículo, con el que estoy muy de acuerdo. Cada vez que un representante comercial de las diferentes editoriales viene a venderme su producto intento razonar con él con términos parecidos a los que tu expresas. Las plataformas libres tipo Moodle les dan pánico porqué significa el fin de su posición de predominio. Si el mundo de la música y del cine se ve obligado a adaptar sus prácticas comerciales a la nueva situación, creo que las empresas editoriales tienen que hacer un profundo análisis de la situación, dialogar con los diferentes actores del proceso educativo y transformar el sector para seguir haciendo negocio con él. Todos saldremos ganando (aunque ellos quizás un poco menos que antes).

  29. Me incorporo a la conversación porque me parece muy interesante lo que se dice. Que quede claro que estoy de acuerdo con todo lo dice Jordi Adell, salvo con:
    “El problema es que los docentes que quieren libros de texto digitales son precisamente los menos innovadores y los menos comprometidos con el aprendizaje de sus alumnos”.
    Primero porque cuando se hacen estas generalizaciones me parece que es muy fácil equivocarse; y segundo porque no me parece que los docentes que no hacen un uso intensivo de las TICs tienen por qué estar menos comprometidos con el aprendizaje de sus alumnos.
    Tengo ejemplos a mi alrededor de excelentes docentes que por los motivos que sea, no necesitan de los ordenadores para que sus alumnos consigan un aprendizaje significativo, que al final es lo que se pretende. Y que conste que a mí los libros digitales me parecen muy limitados y que sería un fracaso reducir la introducción de los ordenadores en el aula a eso.

    • Daniel: Gracias por el comentario, pero lees cosas que no he escrito 🙂 En ningún momento se afirma en el post que no haya docentes innovadores que no usen las TIC. Los hay. Lo que digo es, más o menos, que “libro de texto digital”=”escasa innovación didáctica”+”poco compromiso, etc.”. Los docentes innovadores deberian incorporar las TIC: privan a sus alumnos de unos aprendizajes que, por ley (la competencia digital, etc.) deberían hacer. Usar las TIC no es libre albedrío, es obligación de todos los docentes de los niveles obligatorios. Eso deduzco de los Decretos de Enseñanzas Mínimas. En cuanto a lo de que sería un fracaso reducir TIC a libros de texto, estoy absolutamente de acuerdo contigo. Y seguramente una mala inversión 🙂

  30. Benvolgut Jordi,

    Hi estic molt d’acord amb tot el que comentes, fa molts anys que faig servir ordinadors i Internet, amb els alumnes ho he fet servir de manera ocasional perquè l’accés a les màquines no estava garantit i les connexions a Internet semblaven ciència ficció. Però ara, amb el projecte EduCAT 1×1 estic entusiasmat! Suposo que les primeres experiències seran complicades, que hi haurà problemes de connectivitat i usabilitat i adaptabilitat, però això no m’atura, tinc apunt plans B, C, D i fins i tot E, de recursos no me’n falten, el que em faltava era la logística.

    Com bé dius a Catalunya estem començant l’EduCAT 1×1 i el seu “iTunes” que no es dirà Empúries perquè és Marca Registrada (grrrrr.) i l’Administració sembla que està apostant per les Editorials Privades, però també estan el·laborant materials que correran sobre la plataforma Moodle i hi ha una gran quantitat de continguts digitals de moment repartits, però ja es van “agregant”. La Empúriesnova també permet que professionals entusiastes pugin els seus materials i està previst “valorar” la seva qualitat per “compensar-los” d’alguna manera… (ves a saber)

    A mi tot això em permet somniar, em permet començar a plantejar-me el curs que ve d’una manera totalment diferent, em permet haver fet una crida a altres professionals de la meva especialitat per unir esforços i el·laborar/compartir/dissenyar/implementar/provar materials sobre Moodle i altres plataformes/espais col·laboratius, buscar noves dinàmiques, tècniques, idees…

    Sé que som molta gent i que l’EduCAT 1×1 i la Escuela 2.0 ens dóna ales, ara només ens queda anar-nos trobant al Ciberespai per cooperar i que 1+1 sigui molt més que 2.

    Gràcies per el teu post i endavant!

  31. Felicitats, gran article i quantes veritats juntes. Sort que encara hi ha que diuen les coses pel seu nom. Gràcies!

  32. Jose M. Fernandez

    6 de junio de 2010 — 9:37 pm

    Jordi, has tocado una “fibra muy sensible” el gran negocio de los libros de texto(la perla de la corona del grupo prisa es Santillana textos, del grupo editorial catolico SM son los libros de texto…)Estas editoriales(santillana,sm, anaya,edelvives…) quieren seguir monopolizando el negocio, poco les preocupa la educacion y saben perfectamente que INTERNET es un gran avance para la educación pero un mal negocio para ellas. Lo intentaran retrasar, boicotear… pero todos sabemos que es imparable. Como bien dices srs Editores ponganse las pilas o alguien les quitara del mercado

  33. Avui has fet un munt “d’amics”, la veritat és que haurien d’espavilar molt més i intentar de deixar de prendre’ns el pel. De tota manera i com diu Potachov el primer fre som nosaltres mateixos, els mestres que acceptem la dependència editorial sense obligació.
    Gràcies per verbalitzar pensaments col·lectius;))

  34. Me alegra ver como una “INDUSTRIA” retrograda y poco innovadora, de cualquier actividad cultural, ve peligrar su imperio, gracias al magnifico canal de comunicación que es Internet. Por fin la comunidad puede organizarse y generar contenidos de un valor docente muchísimo mayor que el realizado por la industria. Lo digo en clase, Internet no es la triple W es la triple C (Comunicación, Comunidad, Compartir). Un fuerte abrazo desde Salamanca..

  35. Qué bo eres, Jordi. Espere que la gent que ix formada de la UJI vaja fent feina per canviar el mon. Els teus companys docents van en la mateixa línea que tú? Si és aixina, quina sort.

  36. ” Igual tiene que seguir enviando a los Reyes Magos a las escuelas.”

    Esto lo tendria que aclarar para gente de fuera de la comunidad educativa como yo.
    Imagino que los “reyes magos” son argot.¿Quienes son?¿Dejan muchos regalos?¿Que tienen que hacer los profesores a cambio?

  37. Gracias Jordi por exponerlo tan claro y por poner a cada uno ante su retrato 😉

  38. Te copie al Grup Facebook de “El Ciutadà Educat”

  39. Lamentablemente, la estrategia de las editoriales da resultados, no solo a corto, sino a medio y largo plazo. Es la misma que usaron las petroleras contra el cambio climatico, las tabaqueras contra la publicacion de los efectos cancerigenos de fumar, etc: ir directamente a presionar al politico para que nada cambie mientras se invierte mas en hacer contrapublicidad que en innovar. Eso consigue dilatar los tiempos para evolucionar, retrasar lo inevitable todo lo que se pueda … y llenarse los bolsillos mientras tanto. Y, mas lamentablemente aun, dejar secuelas en el autentico progreso humano.

  40. ¡Uf!

    Gracias por este post… Te juro que estaba pensando yo “vamos a perder, vamos a perder, vamos a volver a perder…”. Cuando oía en Guadix hablar de la cantidad de recursos empesariales que tienen a su disposición las editoriales veía yo lo difícil que era el tema.

    Y no, no…

    Se me olvidaba que tenemos a los mejores creadores del mundo. Y a los más numerosos. No los docentes (que también). Me refiero a nuestro alumnado.

    Será cuestión de que sepamos convertir su proceso en algo abierto, fácil de compartir. Los productos como reflejo de procesos, pero también como ayudas a procesos de otros. Cada profesor y profesora ayudando a que lo elaborado por alguien sirva a alguien más. Y no sólo al de la misma clase. Probablemente, la competencia editorial tendrá que formar parte del saber hacer docente, jejeje…

    Pero ahora toca afrontar otra batallita. La acusación de que lo que hace el alumnado es copiar. Que piratean contenidos, pero también notas. Que sólo es válida la creación original (como si eso existiera) y que la copia desvirtúa el sistema educativo.

    Vienen tiempos interesantes, jejejeje…

    Eso sí. Me voy a la cama más optimista después de haberte leído. Gracias! 🙂

  41. Braaaaaaaaaaaavo, bravo y bravo y bravísimo, porque me quito el sombrero por una realidad tan grande y tan poco tocada, desde el abuso del negocio que se hace a través de estos recursos educativos que no deberían ser privilegios sino derechos hasta el mal papel docente cuando confunde complementar sus herramientas con poner a disposición de las NNTT o de cualquier vía mínimamente liberadora el que por sentido común es su trabajo.

  42. Genial, Jordi! Das en el clavo, como siempre.
    Con tu permiso voy a recomendar el post a los centros 1×1 de mi zona.

  43. Gracias Jordi,
    Me mgusta el tirón de orejas que les das a las Editoriales, Ministerios, Instituciones y los Dueños del Saber.
    Tienen miedo.
    De golpe se entran que Editores Editores los hay en muchos más sitios.
    De golpe se enteran que Los Curriculums de los Ministerios están más viejos y arcaicos que….
    Pueden ver que l Escuela NO ES un Empresa.
    Que el mundo es redondo y la cultura algo más que los entes locales…
    Repito, Gracias!

  44. Jordi: excelente la carta. Pertinente y oportuna.
    Es un gusto ver que alguien con una voz tan fuerte en tecnologías para la educación, uno de los “que nos hacen de brújula” empiece a sacar las vendas de los ojos.
    Primero: creo fuertemente que el libro digital no existe. Existirá otra cosa, que aún ni siquiera nosotros sabemos definir.
    Segundo: hace rato que descreo y que me cansa que los grupos editoriales organicen “la currícula”. No culpo de ésto sólo a la industria editorial, sino también a las administraciones, que como bien dices, tienen su influencia en esto. Aunque no por eso los pueden acusar de piratas, cuando se “dan cuenta” que la inversión, y por lo tanto las propuestas educativas empiezan a virar de rumbo.
    Tercero: mal le pese a alguien que también comentó aquí, un grupo importante y de peso de docentes, están afianzados al libro de texto, pero no creo que por no usar textos digitales, sino por ampliar el espectro de caminos por el que los alumnos pueden lograr sus aprendizajes ya que les obliga a plantear distintas rutas para transitar.
    Cuarto: en relación con lo anterior, hace tiempo que digo…. si hablamos de compartir conocimientos, de aprendizajes colaborativos, de distintos recorridos, de que la red es una fuente inagotable de “contenidos”, por qué no pensamos en docentes que generen contenidos y que luego, en los casos necesarios, sean validados por las administraciones. Me parece que esto pone a los docentes en el lugar de dejar de transmitir y reproducir conocimientos, para animarse y trabajar (es decir esforzarse) en generar contenidos propios. Me parece que las épocas de la redistribución y reproducción lisa y llana en las clases tiene (me encantaría) a desaparecer. De hecho, en la red hacemos eso, reproducimos, y producimos, distribuimos y redistribuimos, compartimos y colaboramos.
    De esto… y más que no pongo para no extenderme más aún, digo…. hasta cuando las editoriales que “validan” porque “publican” los conocimientos, de la misma forma, igual de estáticos, lineales -como siempre, con objeto único. Es hora de basta. TEndrán que redefinir el negocio y serán bienvenidos nuevamente, siempre que trabajemos por lo mismo.
    Un abrazo

  45. Excelente artículo.
    Si no se deciden a cambiar el modelo de negocio y la evolución de Internet y la Educación sigue por donde debe seguir ( a veces tengo dudas), les queda un recorrido muy corto.
    En cuanto al modelo 1×1, usando Internet como proveedor de contenidos, actualmente, le veo diferentes problemas:
    – La falta de preparación de gran parte del profesorado. Igual esto está viniendo un poco rápido para algunos y se produce un contraefecto negativo. Aunque bien es verdad, que TODOS los docentes han tenido muchos años ( aprox desde el 2004) para tratar de irse reciclando o adaptando a un futuro que no se necesitaba ser Arthur Clarke para ver que iba a llegar.
    – La pésima conexión que nos dan los proveedores de ADSL y cable. Si no mejoran las velocidades o mejor dicho si el Gobierno no les obliga a invertir y ponerse las pilas, el acceso de tantos equipos a Internet puede ser insufrible.

    Tengo algunas cosas más, pero creo que ya es suficiente.
    Enhorabuena Jordi.

  46. Creo que hay bastantes aciertos, combinados con un número idéntico de errores de bulto en este post.
    ¿Sabe acaso lo que haría falta para crear los contenidos educativos que hacen falta en la era de lo digital? Quizá está esperando que el sector editorial haga lo que nadie hace: una revolución en 3 años.
    Sea realista. Y no se crea todos los lugares comunes sobre las editoriales educativas. No es un sector en el que la gente se forre. Lo digo por experiencia.
    Por otro lado, dejar a los profesores la creación de los materiales educativos, o pensar que tal cosa es posible, solo revela un desconocimiento de la falta de preparación de los profesores, en su mayoría unos ineptos de tomo y lomo que creen que elaborar materiales propios es fotocopiar de varios libros y no solo de uno.

    • Ismael: como los editores olvida un detalle: no es necesario que TODOS los profesores creen TODOS sus materiales. Basta con un porcentaje inicial muy pequeño (¿el 1%?) lo haga y los cuelgue en la red y que la admnistración u otras instancias (¿grupos de innovación didáctica?) los organicen por etapas, áreas, asignaturas, contenidos de currículum, etc. Por otra parte, “recrear” en la red lo que hay hoy en los libros sería perpetuar el inmovilismo pedagógico que favorecen los libros de texto. Sería un grave error.

      Veo que no es docente. Unos días en una escuela quizá le harían cambiar de opinión sobre el trabajo de los maestros y maestras y su capacidad para crear actividades didácticas. Insultando a los docentes lo que posiblemente pretenda es crear una polémica. Ese comportamiento tiene un nombre y está descrito perfectamente en la Wikipedia.

  47. Estimado Ismael:

    Como bien dice Jordi quizás solo “pretende hacer polémica”… en cualquier caso creo que es oportuno hacer un par de apuntes al hilo de su comentario. A poco que revise la normativa educativa actual podrá leer cosas como “los contenidos están al servicio de la adquisición de las competencias”…. es decir, los docentes utilizan ciertos contenidos para lograr que l@s alumn@s adquieran las competencias descritas en el decreto correspondiente. A poco que uno se pare a pensar entenderá que ante alumn@s tan diferentes que tienen que adquirir las competencias marcadas por la ley habrá que utilizar diferentes tipos de metodologías y de contenidos. Es decir, “el café para todos” era una buena idea en un planteamiento educativo centrado en el “contenido”, pero no así cuando este está centrado en el alumnado y en la adquisición de competencias (al respecto puede consultar el estudio DESECO)
    En segundo lugar, y quizás más sangrante es que si el colectivo docente fuera como usted indica, efectivamente habría que elaborar unas “guías para dar matemáticas en 3º” que permitan ejercer la docencia a los ineptos. ¿Así es como ve los libros de texto? Flaco favor al desarrollo educativo de la escuela, al colectivo de docentes y a la formación de los estudiantes. Un modelo que más que ayudar…. creo que es nocivo.
    Desde formación de profesorado, le puedo asegurar que somos muchos los que estamos trabajando para todo lo contrario… y ya empiezan a verse los resultados. Quizás esto tampoco les guste, ya que si se sigue formando adecuadamente a los futuros docentes, como usted indica “sabrían elaborar materiales” y así se acabó el modelo de negocio actual.
    Finalmente, como última reflexión…. me pregunto si usted tiene familia y si así fuera qué tipo de docente desearía para los suyos…. ese que sigue la guía para ineptos (en formato analógico o digital) o aquel que es capaz de adecuar los materiales al alumnado y por ende a sus hijos? No se me ocurre más que una respuesta.

  48. Mi experiencia como padre de alumnos de 2º de Primaria y 2º Secundaria es el siguiente:

    Este año han comenzado a editar un blog los profesores de Primaria donde cuelgan enlaces de cada tema que van tocando, además de información sobre las excursiones, cumpleaños, etc… Los enlaces son actualmente muy generales, un vídeo aquí y un texto allá, y de vez en cuando alguna “perla” que merece la pena guardar en favoritos. De agradecer los enlaces a la web de la Junta de Andalucía, fantástica la labor que están haciendo.

    No dudo que en muy poco tiempo, dos años como mucho, los contenidos que han recolectado los profes serán muchísimo mejores que los libros de texto.

    En educación infantil no se compran libros de texto, ya que las “fichas” son fotocopiables y ahorran una pasta gansa a los padres.

    ¿Para qué queremos entonces libros de texto que además no se pueden reutilizar?

    Y otro tema ¿Es normal que si un niño repite curso y es el año en que se cambian los contenidos (cada dos en CMadrid) tienen los padres que volver a pagar por ellos?

    Enhorabuena por tu carta,

  49. Un compañero me pasó el link de este artículo y me pareció excelente.
    Creo que este tipo de cosas merecen darse a conocer, así que lo he reenviado a algunos amigos y parientes.
    No estoy en el mundo educativo, pero por lo que veo en el colegio de mi hija (Madrid) creo que muchos maestros no podrían afrontar la responsabilidad de armar un compendio de contenidos, aunque sea tomados de internet, porque implicaría involucrarse con la enseñanda, y a muchos sólo les interesa hacer su horario e irse a casa. También puede pasar que algunos no conozcan las herramientas que tienen a disposición, pero está claro que hay gente que no le interesa investigar o buscar mejores formas de enseñar, y que se siente más segura con los libros de siempre, aunque ello implique un gasto desorbitante para los padres e impida que muchos alumnos puedan acceder al estudio.
    Sé que también hay maestros que sí les importa, como los que comentan en este blog, y eso me da algo de esperanza. Realmente espero que los propios maestros puedan tomar las riendas de la educación con iniciativas que ayuden a la mayoría, y que haga que la enseñanza sea revalorada como corresponde.

    Saludos y muchas gracias,

  50. Yo no quiero cargar con esta “pesada carga” de tanto papel mojado para toda la vida Jordi.
    Como dice Josu… ¿donde hay que firmar? Sabes que vamos a ser muchos los que firmemos y apoyemos esta linea de avance.
    Animo, mucho animo!
    😉

  51. Excelente esposición de lo que está ocurriendo. Es la primera vez que visito tu página y me ha sorprendido gratamente.
    Colaboro en varias web´s y tengo un pequeño blog. Espero tener un poco de más tiempo para seguir tu trabajo. Gracias por este maravilloso texto.

    Saludos

  52. Enhorabuena Jordi. Los tiempos están cambiando, y algunos no se enteran. Hay que modificar una ley de propiedad intelectual obsoleta, que secuestra la cultura, e impide recitar en público los poemas de Miguel Hernández.

    Si fuese útil para remunerar al autor, hoy la mujer de Camarón de la Isla no estría viviendo de la caridad. Son empresas como las de ADELE o las que cuelgan de la SGAE quienes monopolizan su explotación.

    Quizás haya que repetir lo que se hizo hace más de 150 años con la concentración de propiedad en manos de unos pocos. Por la “DESAMORTIZACIÓN” de los bienes culturales en manos de multinacionales.

  53. Fa poc un representant d’una coneguda editorial d’anglès per primària es va mosquejar amb mi perquè li vaig dir el que tu dius, i això que no et coneixia. Li vaig dir que anaven molt errats pensant que digitalitzar un llibre de paper fos la solució. El seu llibre només em serveix per poder passar les historietes en anglès d’una manera més amena, que no divertida, i li faig fotre pels morros la manera com treballava amb els alumnes de sisè, barrejant paper, pdf, internet, youtubes, spotify i altres històries que els mateixos alumnes m’ensenyen.
    Preparar els teus propis materials porta molt de feina, però ho fas pensant en uns alumnes en concret, amb unes necessitats específiques….cosa que representa més feina a l’estiu ja que has de revisar els materials del curs anterior i adaptar-los als nous alumnes.

  54. Estoy de acuerdo con todo lo que dices, pero no es cierto que la gran mayoria de los estudiantes tengan acceso a internet, con lo cual estamos discriminando a los más favorecidos cuando, creo, que lo primero es que las instituciones garanticen a todos el acceso al uso de las TICs en la escuela y luego accedamos a toda esa información, creémosla y compartámosla

  55. Estimado Jordi:
    No puedo estar más de acuerdo con usted, durante más de 15 años he sido “Rey mago” y no de una, sino de varias editoriales (aunque no lo crea está bastante cotizado ese puesto). A lo largo de estos años he tenido la ocasión de satisfacer muchos deseos de muchos profesores y centros escolares: ordenadores portátiles, pizarras digitales, cenas, talones de hotel, radio Cd, cheques regalo de grandes almacenes y un largo catalogo de todo tipo de productos y servicios.
    Sigo recordando la cara de indignación de algunos profesores ante la sola mención de estos regalos y también la cara de prepotencia de algunos otros ante la escasez o falta de estos . Admiro profundamente a todos esos profesores (muchos a pesar de lo que piensen las grandes editoriales) cuyas únicas peticiones eran de material para beneficio de los alumnos(bibliotecas de aula, libros de texto para alumnos desfavorecidos, etc.) y me dan lastima los que solo incluían beneficios personales en su “carta” y que además no se habían “portado bien”.
    Hace algún tiempo pedí mi baja como “Rey mago” y actualmente trabajo como “comercial” de una editorial digital, se que ese es el camino y no seremos perfectos pero si honrados, e intentamos proporcionar herramientas al profesorado para desempeñar su labor sabiendo en todo momento que su figura y la de los padres es la más importante de todas.
    Marcamos unos precios que entendemos razonables (un 10% de lo que actualmente se paga) dado que también hay familias que vivimos de ello.
    Algunos de mis compañeros también fueron “Reyes magos” y tenemos claro dos cosas:
    1. Que nunca más volveremos a ser “Reyes magos”
    2. Que no sabemos quien ganara la guerra, pero que si sabemos quién la perderá y serán las editoriales que no se adapten a esta nueva situación. (Cuestión de tiempo)

  56. Javier de la Rosa

    7 de junio de 2010 — 5:22 pm

    Jordi, tu post es genial. En él puedo ver muchas de mis reflexiones, fruto del trabajo con las TIC y de la experimentación de nuevas líneas metodológicas.
    El post me viene de perlas porque he tomado la facil decisión de prescindir del libro de texto para el próximo curso como elemento principal de trabajo del alumnado. Hace unos días el comercial de la editorial que tenemos en el centr,o vino con la “novedad” de que ya disponían de libros digitales y que me dejaría una copia de los mismos (previa firma para la no distribución y copia de los mismos jajajaja, inocentes, como si se tratara de una joya vamos). El comercial me vendió la moto que no te puedes imaginar: imagenes, interactivo, enlaces, bla, bla, bla, pero cual fue mi sorpresa que al mirar el contenido del pendrive me encuentro que es EL MISMO LIBRO DE TEXTO EN FORMATO FLASH TIPO ISSUE CON ALGUNAS ACTIVIDADES PARA DESCARGAR EN PDF ¡ VAYA INNOVACIÓN !
    Llevas mucha razón que los profesores y profesoras que ya vamos utilizando las TIC con un cambio metodológico implicito NO QUEREMOS ESTO, eso no son libros digitales ni por supuesto cumplen las expectativas; es el mismo perro con distinto collar.
    Este próximo curso voy a romper mis cadenas con el puñetero libro de texto buscando nuevos horizontes, animaos, disfrutaréis mucho más y el aprendizaje de vuestros alumnos será más satisfactorio.
    Gracias de nuevo por el post Jordi, maravilloso.

  57. Querido Jordi:

    Esta mañana he disfrutado mucho leyendo tu carta a los editores de libro de texto. Desde hace algo más de medio año trabajo para Difusión, una editorial dedicada a la creación de libros de texto de idiomas y vivo en mi día a día los efectos de los cambios tecnólogicos en el sector editorial, unos cambios que estoy seguro de que cambiarán profundamente nuestro trabajo y los modelos de negocio a los que actualmente estamos acostumbrados. Muy posiblemente, tengas razón cuando dices que deberíamos repensarnos como empresas de servicios.

    Personalmente, creo que esto del libro digital es algo transitorio. Sobre todo porque nuevos soportes, como el iPad nos darán muchas más posibilidades a todos: editores, profesores y estudiantes. Pero esto no significa que los libros digitalizados, aunque sean poco más que PDFs con un visor Flash, no tengan demanda ni utilidad. Si no hubiera demanda, los editores no se molestarían en ofrecerlos en sus catálogos; y si no fueran útiles -aunque sea como elemento de transición a nuevos soportes- los profesores no los demandarían.

    No obstante, esto no significa que los editores se estén forrando con la digitalización de libros, ni que vayan a hacerlo. De hecho, tal y como se están llevando las políticas de compra de material educativo, los pequeños editores se verán perjudicados y habrá un proceso de concentración del mercado, lo cual reducira la rica oferta con que contamos hoy en día. A esto le tenemos que sumar decisiones como la de la Junta de Andalucía, que con la cancelación de su compra de libros -libros que ya estaban producidos y listos para su distribución- ha causado pérdidas irrecuperables a muchas empresas. Todo esto no hace más que potenciar esa concentración del mercado, un hecho que considero muy preocupante.

    En Francia, por ejemplo, optaron por un modelo diferente. Allí el propio gobierno ha promovido una plataforma común en la que colaboran todos los editores, que respeta el saber hacer de autores, y que regula el mercado de tal forma que los grandes y pequeños editores gozan de las mismas oportunidades. En España la cosa es distinta, si algo falta en lo que a la creación de plataformas para la distribución de contenidos educativos es, precisamente, coordinación y claridad. Si comparamos el modelo español con el británico también salimos perdiendo: allí se hizo primero la inversión en contenidos y luego en aparatos, aquí al revés; y, obviamente, allí se invirtió mucho más dinero.

    En general estoy de acuerdo contigo en la mayoría de puntos de tu carta, pero lo que sí que me sorprende es que tan pongas en tela de juicio que el importantísimo papel de las editoriales en la creación de materiales y que reduzcas la labor editorial a “reproducción y distribución en papel”. ¿Ese es respeto que te merecen todos los materiales didácticos publicados y, en especial, sus autores? ¿Te parece que todo material didáctico es una excusa para vender y distribuir papel? Creo que no tienes en cuenta que los equipos editoriales –con mejores o peores resultados, claro– han hecho grandes esfuerzos para contar con los mejores autores y poner a disposición de los docentes los contenidos más actualizados; y que han materializado estos contenidos con la ayuda de equipos gráficos muy profesionales. Definitivamente, en las editoriales creamos contenidos, no solo los reproducimos.

    Tienes toda la razón del mundo cuando dices que hoy en día es más fácil que nunca acceder a gran variedad de contenidos, sin embargo, sigue siendo igual de difícil crear unidades didácticas y programaciones coherentes a partir de ellos. Como profesor, hace quince años podía tener disponibles los vídeos de la filmoteca de la escuela y, si quería esforzarme un poco más, también los del videoclub de mi barrio; en cambio, ahora tengo todos los vídeos de YouTube a mi disposición. Pero YouTube no me dice cómo realizar la explotación didáctica de sus vídeos, ni a mí ni a nadie. Así como tampoco Google Maps me dice de qué me pueden servir sus mapas en clase. Internet es un almacén de contenidos, pero esos contenidos han de estructurarse y ordenarse de alguna manera y eso es, precisamente, lo que hace un libro de texto. Evidemente, esta propuesta es solo eso, una propuesta -no una verdad revelada-,y como tal el profesor puede modificarla a su gusto. ¿No crees que el libro de texto puede ser, cuando menos, un buen punto de partida?

    Claro que hay profesores que no siguen ningún libro de texto, pero esta opción no siempre es posible y, a menudo, no es la más fácil. Porque, no nos engañemos, preparar clases y programar cursos lleva mucho tiempo y esfuerzo. ¿Realmente todos los profesores pueden permitirse el lujo de crear todos sus contenidos? ¿Durante cuánto tiempo? Puede que me equivoque, pero estoy convencido de que nuestro trabajo como editores consiste en facilitar materiales actualizados y flexibles que ayuden al profesor a hacer su trabajo de manera eficaz; y estoy seguro de que son muchos los profesores que se benefician de nuestra labor y la aprecian.

    Sinceramente, creo que no podemos exigir a los docentes que creen sistemáticamente sus materiales, pues no todos tienen el tiempo, los medios o los conocimientos necesarios para hacerlo. Por eso tantos profesores optan por seguir un libro de texto, porque les ayuda en su trabajo. Mientras escribo esto me vienen a la mente las palabras de Ernesto Martín Peris, uno de mis profesores de didáctica de español como lengua extranjera. En una de sus clases nos dijo, “Los estudiantes excelentes no nos necesitan, esos aprenden solos. Nosotros estamos ahí para ayudar al resto, que son la gran mayoría”. Lo mismo ocurre con los profesores, algunos no nos necesitan, pero a muchos les ofrecemos un servicio de gran utilidad para su labor diaria. Es más, si somos suficientemente inteligentes, seremos capaces de ofrecerles servicios interesantes incluso a esos profesores excelentes, a esa puntita de la pirámide.

    En lo que a nuestra empresa respecta, nosotros sentimos más emoción e interés que inquietud ante los cambios que la tecnología puede suponer para nuestro sector. Estamos convencidos de que las TIC nos pueden ayudar a desarrollar enfoques pedagógicos en los que creemos, como el enfoque por tareas. Por ejemplo, gracias a la web 2.0 hemos podido crear un sistema multiblog en WordPressMU para que usuarios de todo el mundo de uno de nuestros libros de francés como lengua extranjera puedan colaborar y entrar en contacto; si quieres, puedes verlo aquí. Asimismo, también hemos preparado tareas pensadas para realizarse en la web. El libro es el punto de partida y no el punto y final. Las TIC, especialmente internet, nos dan la posibilidad de crear materiales multidimensionales: papel, web, iPhone, iPad, etc. Ahí veo yo nuestro futuro.

    Más allá de los contenidos concretos que podamos tener en nuestros catálogos, las editoriales de libros de texto tenemos un know how que puede ayudar mucho a los profesores en su trabajo. En nuestro caso, por ejemplo, ese know how es el fruto de más de veinte años de trabajo en la edición de libros de texto de idiomas, así como en la investigación y la formación dentro de este campo. Y si sabemos reconducir y aplicar ese know how a nuevos productos y modelos de negocio, todos saldremos ganando: profesores, estudiantes y editores. Nuestro trabajo se centra en los contenidos, y no en los soportes, así que nos da lo mismo si esos contenidos se distribuyen en papel, en una web o en un iPad.

    Otra vez más, gracias por tu compartir tus reflexiones en el blog. Solo entendiendo lo que pensamos y hacemos los diferentes actores educativos podemos crear sinergias y ayudarnos unos a otros.

    Un abrazo,

  58. In the battle
    between those who wish to make cool,
    and those who want to control cool,
    the forces of good have a champion: JordiA.

    que sigues asi, Jordi. abrazo.

  59. Jordi, completament d’acord.
    El problema és que en determinats departaments de secundària, els professors estem molt sols, per compartir temes, experiències i exercicis en comú.

  60. Gracias, Jordi, por este nuevo escrito que no sólo es una protesta sino que, con claridad, ofrece pautas para la reflexión y el cambio de mentalidad. Para los editores, por la suscripción que hacen de una terminología próxima a la perversión del lenguaje de los políticos, la relación entre “piratería” y “creación” no tiene desperdicio; tanto más en un país en el que los continuos cambios legislativos en educación han arrastrado a las editoriales a un corta y pega que ha despojado de coherencia sus “unidades didácticas”. Para ciertos profesores instalados en repetir (o aburrir) eternamente la secuencia de sus cuadernillos amarillentos. Para todos, porque nos recuerdas la necesidad de dudar, cuestionar, pensar, argumentar y compartir.
    Creo que es cierto que el libro digital no existe, o no debería existir tal y como se está configurando con la urgencia habitual de quienes dejaron hace mucho de ser editores (lectores críticos sin miedo al riesgo) para ser gestores del mercado editorial o inductores de necesidades ficticias, y así nos va.
    Esta nueva crisis, gestada lentamente con ecos medievalizantes, nos está dejando un margen de maniobra nada despreciable, la conciencia de compartir recursos, aquel “librillo” que cada cual tenía y tiene. Esta nueva imprenta que es Internet puede convertirse en el “renacimiento” que necesita nuestra educación lastrada por inercias, intereses y monotonías.
    Ahora necesitamos aunar esfuerzos para trazar una red transitable, para señalizarla de forma que el caminante (padre, alumno, profesor) se acostumbre a los senderos que se bifurcan. Hablan de piratería los que pretenden ponernos un parche en cada ojo con documentos en pdf que antes fueron impresos en papel, reformulados por autores en esa trampa y negocio editorial de la “autoría colectiva” que les ha servido y sirve para no pagar derechos de autor. ¿Cuántos libros de texto, enciclopedias, colecciones de fascículos se han reeditado interminablemente sin que sus autores obtuvieran el más mínimo beneficio? Y nos hablan de piratería quienes siguen generando los mismos ejercicios estructuralistas que ahora nos quieren vender en forma de Hot Potatoes o similares. O pretenden que los creemos nosotros en sus plataformas sin posibilidad de descarga, ¿cómo los utilizarán después?
    Los contenidos digitales deben estar vivos en Internet, el libro tal como lo conocemos es el resultado de una encuadernación, ahora podemos encuadernar como nos da la gana, sin costuras o sin encolados a la americana en edición de bolsillo. Lo que necesitaremos serán buenos índices de programaciones y propuestas compartidas.
    El profesor es, entre otras cosas, un artista del collage y la tecnología nos facilita la labor, la cuestión es si nos atreveremos nuevamente a ser intérpretes de partituras colectivas y generosas para transmitir un conocimiento del que debería disfrutar todo el mundo.
    La industria editorial deberá replantear su negocio, no por culpa de los educadores, sino porque ha descuidado aquel espíritu que animó a los antiguos impresores. Si a los editores no les ha dado pena que desaparecieran los linotipistas primero y después los correctores ortográficos y de estilo de sus plantillas, ¿por qué razón debemos sufrir nosotros por los editores? Que busquen un camino renovado y acorde con los nuevos tiempos y las nuevas realidades, saldremos beneficiados todos. Especialmente los alumnos que, como no votan, son el pasto ideal de la demagogia política, para nuestra desgracia.

  61. Hola
    Sin ánimo de trolear, ni plantear un tema off-topic:
    Estoy de acuerdo con casi todo lo que planteas, pero hay un tema que no me acaba de convencer. Yo no tengo experiencia docente, sólo he sido alumno, pero no acabo de tener claro de lo de que todo el aprendizaje tenga que hacerse sin libros de texto (en el aula, comparto lo que dices de las bibliotecas).
    Estamos de acuerdo en que hay que potenciar más el uso de los ordenadores en el aula, pero creo que también tiene que tener un límite, es decir, ordenadores sí, pero no necesariamente para todo.
    Me explicaré (top-down):
    A nivel universitario, entiendo que cualquier estudiante tiene suficiente nivel como para poder consultar o buscar bibliografía sobre temas que pueda enseñar el profesor en clase, pero hay materias que no necesitan ordenadores, por lo menos no contínuamente, como por ejemplo entender qué significa una integral triple, entender conceptos de topología, calcular una solución de un sistema de ecuaciones diferenciales o el concepto de homomorfismo lineal entre espacios vectoriales de dimensión finita. Para eso lo que se necesita es entender la teoría, y conocer los mecanismos de cálculo. Que después un ordenador pueda resolver soluciones numéricas de modo más rápido, de acuerdo, pero sólo cuando ya se sabe hacer a mano y se ha entendido.

    A nivel de instituto, pienso que es bueno que los estudiantes tengan referencias bibliográficas cercanas, como los libros de texto, ya que son una guia de lo que estudian, por un lado, y por otro un texto de referencia al que acudir cuando sea necesario, igual como los propios apuntes, simplemente, porque es lo que se ha trabajado.

    A nivel escolar, creo que todavía es más importante, ya que los niños están en formación, y necesitan una serie de reglas que por si solos no pueden adquirir.

    Es decir, en resumen, un ordenador es una buena herramienta de trabajo, así como de estudio, ofrece muchas posibilidades, y permite llegar a extremos que posiblemente serían imposibles de encontrar sólo con libros. Pero es eso, una herramienta que no puede sustituir a un libro.

    Saludos

  62. Disiento (bueno, no discrepo pero voy a dar otra visión)…
    Aunque estoy de acuerdo en el fondo, la (triste) realidad dista mucho de la (utópica) predicción…
    Desde mi experiencia (docente en activo, autor de un libro de texto y ávido creador de contenidos y actividades didácticas) constato que es utópico (repito la palabra) pensar en una enseñanza sin libros de texto, al menos en secundaria (tal vez algún día, dentro de muchos años).
    Dar clase sin libro de texto supone un esfuerzo enorme y una preocupación constante por las actividades diarias (esfuerzo y preocuapción que no existen cuando utilizas un libro de texto: ¿por qué página nos habíamos quedado?).
    En primer lugar, considero (aunque sea duro reconocerlo) que la mayoría de mis compañeros, sin menospreciar a nadie que conste, no están capacitados, preparados o dispuestos para crear o recopilar todos los contenidos, materiales educativos y actividades didácticas necesarios para impartir sus clases (al menos tal como las están impartiendo hasta ahora). Sí sería factible, en muchos casos, trabajando en equipo, pero para eso debe de haber una intención o una directiva o un voluntarismo que en la mayoría de los casos no hay.
    En segundo lugar, trabajar así (sin libros de texto) implica, al menos al principio, un trabajo extra que muchos no están dispuestos a hacer (o no pueden porque tienen otras obligaciones).
    En tercer lugar, los materiales elaborados o recopilados serían muy variables, muy personales en algunos casos, y de calidad heterogénea (he visto muchos errores y muchas deficiencias en materiales propios elaborados por profesores).
    ¿Cómo podríamos contrastar la calidad? ¿Quién lo haría? (No digo que los libros de texto sean buenos o estén exentos de errores).
    Creo que, nos gusten o no, cuando los alumnos tengan ordenadores (no se muy bien cuándo ocurrirá eso en la Comunidad Valenciana) los profesores utilizarán libros de texto digitales (es tan fácil, es tan cómodo). Las editoriales lo saben.

  63. Enhorabuena por la carta. A ésto se le llama hablar claro.
    Pero no nos engañemos: mientras no se enseñe a los docentes qué es lo que metodológicamente pueden hacer con lo que tienen a su disposición en la red, sólo una minoría prescindirá de los libros de texto (impresos o digitales, que, como dices, viene a ser la misma cosa).
    Y el negocio se perpetuará…

  64. De todas formas (sigo con mi comentario anterior), aplaudo el artículo y todas tus afirmaciones y te felicito (una vez más, como lo hemos hecho todos tus “seguidores” en muchas ocasiones). Tus comentarios nos animan y nos refuerzan y hacen que creamos en lo que hacemos.
    Gracias Jordi.

  65. Fantàstica carta, plena de sentit comú, idees clau, i visió de l’aprenentatge.
    Igualment ens caldria millorar la formació del professorat des de l’alfabetisme digital més bàsic a … sobretot … els coneixements en psicologia, didàctica i estratègies metodològiques a l’aula.
    Felicitats per la carta, espero doni la volta a España i els editors t’odiin, je je, tots et defensarem i ens posarem de la teva part.

  66. Enhorabuena, Jordi, por ir más allá del libro de texto en tu carta:

    Por decir alto y claro muchas verdades que ponen en evidencia posiciones inmobilistas y defensivas…
    Por cuestionar el derecho a monopolizar el conocimiento y la cultura…
    Por conseguir un debate entre la audiencia de tu blog sobre metodologia educativa en un mundo digital complejo…
    Por abrir una ventana al aire fresco del intercambio, la colaboración y el placer de compartir (que por otro lado demuestra ser una estratégia económica de primer orden)…
    Por plantear las dudas que todos tenemos sobre los nuevos papeles del profesorado, del alumnado, de la información y la comunicación, de la tecnologia del conocimiento social, de las administraciones educativas en un mundo conectado por Internet…

    Cuántos temas de reflexión inspirados por una sola carta!!!
    Me quedo con ganas de leer la próxima aportación al epistolario!!! 🙂

    Efectivamente, asumo como propias muchas de las cosas que has dicho y con muchas cosas más que no has dicho pero que tienen muchos puntos de analogía:

    Hay que repensar la escuela basada en la documentación cerrada y acotada de los libros de texto (sean de papel o digitales)…
    Hay que repensar la comercialización del comocimiento como producto y como servicio (en la escuela, en la música, en las películas)…
    Hay que repensar la construcción de la comunidad en función de la participación y el trabajo en equipo (en educación, en prensa, en investigación)…
    Hay que repensar el comercio de la información y la comunicación en un entorno de globalización digital, de cambio, de crisi, de complejidad (alternativamente productores y consumidores, “prosumidores”)…
    Hay que repensar la educación formal, la no formal y la informal, en un mundo donde el “experto” de turno está a un click de distancia, al otro lado de la pantalla (en la escuela y a lo largo de la vida…)
    Hay que… atreverse a poner sobre la mesa porqué nos cuesta tanto aceptar que estamos en plena era de trasnformaciones irrefrenables y llenas de possibilidades.

    … Gràcies Jordi, per les teves reflexions, que ens fan reflexionar a nosaltres!!! 🙂

  67. creo que hay muchos temas en tu carta, por cierto muy clara, perféctamente desarrollada y fácil de asumir tus plateamientos. solo una cosa, en internet está todo, la ley de educación “comtempla” lo que debe aprender nuestros alumnos. Desarrollemos programas de “sensibilidad pedagógica”, ambientado tanto en el entorno geográfico como en las “circunstancias” ambientales (lluvia, calor, nubes etc, entorno rural, urbano y lo que queramos); introducamos todo ello en un servidor “potente” ….los nanos, bien en su casa o en el colegio,(alguien que los cuide), con su ordenador, (óptima tecnología). Se conecta al servidor, introduce su “perfil” y éste le guiará a lo largo de su vida de educando. La inversión es costosa pero mucho menos que la cantidad, que pagamos con nuestros impuestos, desembolsada por el coste de los maestros y profesores que tenemos en estos momentos.

    Esto, por supuesto, es una “enorme tontería. La gran labor que realizan nuestros educadores merecen mucho respeto. Gran parte de ellos son “autores”, realizan un buen trabajo de recopilación y aportan su saber hacer. Editan estos materiales, como quieras (papel, digital),y tienen sus “derechos”, mínimos, a rentabilizar su aportación al desarrollo de la enseñanza. “algunos” son más listos y no utilizan “materiales cerrados”, se los hacen ellos. La mayoría “fotocopias” de lo que los primeros han realizado. fotocopias que tienen un coste, pero como se hacen en el “centro”, son “gratis”¿?.
    En defintiva, todo el colectivo de maestros y profesores de España merecen respeto así como todos los editores.
    Por cierto, me han dicho que Camps va a alquilar a Bono su apartamento, no sé si pagará o se lo regalará el Sr. presidente.
    Usted es mucho más inteligente que todo eso.
    Yo soy uno que busca lo que tú apuntabas (paul grahan)“Cuando vea una iniciativa que utiliza las nuevas tecnologías para dar a la gente algo que quiere y que no había tenido antes, probablemente esté viendo un vencedor. Y cuando vea algo que es una mera reacción a la nuevas tecnologías, en un intento de preservar una fuente existente de beneficios, probablemente esté viendo a un perdedor”.
    Tu carta me ha ayudado. Gracias

  68. Estoy de acuerdo con la totalidad del artículo. Me ha gustado mucho también el comentario de Toni Serrano. ¿Y si todo el dinero que se derrocha en licencias de software se empleara en un técnico de mantenimiento informático por centro? ¿No ayudaría eso a que los profesores pudieran afrontar con menos penurias innecesarias la integración de las TIC?

    El dinero del tijeretazo, como se compararía en una gráfico con el derroche energético y económico por el mal mantenimiento de los centros e instituciones, por las licencias windows de toda la administración española?

    Centrándome ya en el tema, quizás la crisis tenga algo bueno: no hay dinero para libros, a ver si se van enterando de que tiene que empezar a remodelar la industria…

    Saludos

  69. Trabajo en un instituto y lo que hace un año parecía ciencia-ficción, ahora ya nos parece real.

    En la Comunidad de Madrid ha sido noticia la recomendación sobre el material escolar para el nuevo curso. Una medida muy polémica, pero una señal más de que el tránsito es ya inevitable.

    http://compartiendoconocimiento.wordpress.com/2010/06/08/la-comunidad-de-madrid-acelera-el-cambio-a-lo-digital/

  70. Jordi: great!!!!!!. Si los editores tuvieran un mínimo de inteligencia te estarían escribiendo para contratarte como asesor. Afortunadamente no les da para tanto. No me importan que se arruinen (por tontos, por no hacer caso de lo que se les está avisando). Sólo lamento el dinero que nos va a costar.

  71. Mercés Jordi per compartir amb nosaltres aquesta carta. Afegiria a més que els llibres estan desfasats. els llibres actuals a primaria no tenen cap atractiu pels al-lumnes. Son avorrits i dificils de digerir.

  72. Jordi: Brillante aportación al cacao-mental-digital con el que nos quieren marear.
    Gracias por lo bien que están expuestas tus ideas, como siempre.
    Saludos galleguiños

  73. Quin és l’objectiu d’aquesta carta?

  74. Hola Profesor Jordi adell, soy Favio Siviero del interior de Argentina, es un placer leerlo, lo sigo desde hace un año aproximadamente, me ha ayudado y me ayuda mucho a llevar adelante mi hobbie de promocionar el buen uso de las TIC, por aquí no hemos entrado todavía en estos problemas que usted plantea, por ello es bueno ir sabiendo que se van a dar y como los resuelven ustedes, le cuento que a lo largo de mi camino, con muchas satisfacciones, va surgiendo el sueño de contar alguna vez con un mensaje suyo por skype u otro medio (2 o 3 minutos), si se da cro que será en uno o dos años, lo admiro y menciono siempre que puedo. Aquí ni se han planteado todavía analizar si las TICs conllevan o no la necesidad de trabajar nuevas competencias en alumnos y docentes, creo que esperan los “libros” que nunca llegarán, esos que hablarán de la historia de la LOE y sus consecuencias, de las nuevas conceptualizaciones sobre competencias básicas, etc. Espero se de alguna vez. un gran saludo de un Argentino desconocido pero que comparte su publicación. Favio Siviero, de Santo Tomé, Corrientes. Argentina

  75. Muy buueno. Estoy totalmente de acuerdo des de hace mucho. Respecto a lo de 30€ en catalunya por todos los libros… tiene truco. Son 30€ por todos los libros si “vendes tu alma” a una única editorial. Si no es así son 10-14€ por “libro”.Que para mi llamarle libro es incorrecto, tal y como esta montado yo lo definiria como “subscripcion anual a servidor de contenidos”.

    Respecto al precio, me gustaría saber donde van a parar esos 10-14€, ya que no hay impresión, no hay transporte, y la distribución seguramente es mucho más económica.Y supongo que los autores, los de verdad, no las editoriales sino el tipo que recopila información para hacer el libro… seguirà cobrando el mismo sueldo de becario.

    Respecto a lo de la autoria y la creación… hay que pagarle derechos de autor a pitagoras? se le esta pagando a cervantes?

  76. ¡Hola Jordi! Comparto tus opiniones sobre los libros y el papel de los libreros y me gustaría aportar alguna idea a tu carta.
    Después de escuchar el jueves pasado a Tonucci en Marbella, con su idea de escuela: bella, creativa, que documenta su trabajo, que escucha, democrática y aclarar estos conceptos con él, sobre todo escuela que escucha ¡A LOS/AS NIÑOS/AS!, escuela democrática que cuenta con la opinión de los/as niños/as para tomar decisiones sobre ellos/as y al leer tu carta y las dudas que crea sobre ¿cuáles son los buenos materiales digitales? Asocio las ideas y me pregunto ¿Le hemos preguntado a los/as niños/as? Y creo que me respondo con otra pregunta ¿No han elegido ya sus materiales digitales? ¿Hay alguien más sibarita que un/a niño/a?
    Cuando sigo pensando sobre el tema me vuelvo a preguntar: ¿Cómo se forman los mejor formados de nuestra sociedad actualmente? Los astronautas, los pilotos, cirujanos, metereólogos, físicos, astrónomos en la formación y adiestramiento de todos ellos han tenido algo que ver simuladores, recreaciones, … y comunicaciones, todos en •3D, como los videojuegos de nuestros alumnos/as y intercomunicación avanzada.
    Tal vez estemos muy atrás, incluso el profesorado más avezado en tic, de sus aspiraciones en cuanto a materiales. Ya he comentado en algunas instancias oficiales esta idea y la conveniencia de no invertir en producción jclic y similar y apoyar equipos de programadores que trabajen en este sentido, pero es algo que parece utópico. A los editores que han respondido a tu carta ésta también es una idea de por dónde pueden ir sus inversiones, ya tenemos en España una buena cantera de programadores que pueden hacerlo.
    Tu carta la leí anoche tarde, no respondí, y sorprendentemente hoy ha llegado al CEP Marbella-Coín uno de nuestros ponentes sobre “primeros auxilios” que trabaja como responsable de formación y control de calidad del personal del hospital . Nos trae una propuesta que ellos en sanidad ya trabajan. Concretamente quiere probar con nosotros/as y con los/as 250/300 profesores/as (en los últimos 3 cursos) que han realizado estos cursos una prueba de “evaluación” utilizando Second Life. Se trata de una Ginkhana sobre salud, los avatares tendrán que responder a preguntas y pruebas y podrán incluso participar por equipos y competir por hacerlo mejor y más rápido. Utilizan la Isla de la Salud que la asociación nacional de médicos de familia tiene creada en esta plataforma, allí organizan encuentros entre médicos y enfermeros/as sobre temas. Él mismo evalúa a las enfermeras haciendo que su avatar sea un paciente al que el/a avatar del/a profesional tiene que hacer el diagnóstico.
    Nos hemos quedado bastante sorprendidos y vamos a probar la experiencia, para formación del profesorado es una herramienta interesante (muy cara). Para los/as niños/as , creando un mundo apropiado también podría ser interesante, el software libre tiene aquí un campo.
    Espero no haberme enrollado demasiado.
    Un abrazo

  77. Felicitats. Felicidades por el texto. Creo que muchos docentes deberían leerlo y después reflexionar sobre lo que estan haciendo en las aulas.

    Creo que el texto aquí expuesto despierta motivación y ganas dedar a entender a los docentes que los tiempos han cambiado y que el conocimiento está al alcance de todos y no únicamente en los libros de texto (digitales o no). Por cierto, totalmente de acuerdo en que los libros digitales no existen.

    Propondré al claustro la no utilización de libros de texto ¿Cúal será la reacción?

    Por cierto, opiniones come esta me gustaría que me llegaran a mi correo de mis compañeros de trabajo y no “pouerpoints” chorras de hace una decada.

    Salutacions des de Barcelona

  78. Àngels López Sans

    8 de junio de 2010 — 11:45 pm

    Com sempre Jordi em deixes fascinada per la claretat de les teves paraules, que comparteixo plenament.

  79. vicenç pruñonosa

    9 de junio de 2010 — 2:55 am

    Ostres tú quin merder. Els “senyors de l’obscuritat ” s’han emprenya, i han sortit a la llum per dir-nos pirates. Bé jo de petit volia ser pirata i ara que ja no hi pensava resulta que he lograt el meu somni infantil. Però estic fet un embolic els pirates eren bons o dolents? Però si som dolents i pobres, ells seran bons i rics o no? Ara aprofitaran la crisis del sector , provocada per la seva bondat al servir-nos el saber en llaunes de conserva, i nosaltres el pirates seren els culpables de tots els mals. Nostra serà la culpa si el mosso de magatzem, el tranportista,el que talla arbres,el comerciali un munt de persones són acomiadades. Tal vegada facin una fusió de totes les editorials com les caixes i si fa falta es torna a rebaixar el sou als funcionaris perque aquest senyors tan bondadosos i altruïstes puguin continuar mantenint el seu ritme de vida.
    Vicenc

  80. Estimado Jordi:

    Gracias por expresar tan claramente estas ideas…

    escuela 2.0 suena a editorial 1.0 y ladrillo 3.0

  81. Jaume Martínez Bonafé

    9 de junio de 2010 — 7:53 pm

    Estimado Jordi,
    gracias por tu “carta”, clara y contundente. Gracias porque a quienes nos dedicamos a la formación de profesores y la investigación del curriculum, tu reflexión nos ayuda a reforzar un discurso que, por obvio, no deja de ser minoritario: en efecto, los libros de texto, digitales o no, se corresponden con una pedagogía obsoleta, reproductora de una verdad única y enlatada, en una época en que lo que hace falta es una alfabetización crítica para la lectura de prácticas culturales muy diversas, a la que las tecnologías de la comunicación y la información pueden facilitar su acceso, su análisis y su crítica. Los libros de textos, insisto, digitales o no, son un puro negocio editorial, y la garantía de estabilidad de un sistema educativo reproductor, acrítico, e ineficaz para garantizar a cada ser humano el derecho a crecer en libertad y sabiduría, que es lo que nos demanda el artículo 27 de la Constitución. Es hipócrita acusar de “piratería” cuando lo que se demanda socialmente es precisamente, la libertad, y la posibilidad, de viajar por plataformas muy diversas, conducirse por caminos muy diferentes, y llegar a hallazgos y conclusiones propias, en relación con la complejidad cultural que nos rodea. Eso es lo que la escuela debería garantizar, y no la dependencia de una camino único y trillado -el del libro de texto- que nos conduce a todos -maestros y estudiantes- hacia la fragmentación del saber y el aburrimiento didáctico. ¿Cómo nos explicamos que constantemente se hable de cambios, mejoras e innovaciones y se deje intacto el artefacto curricular que dificulta acudir a la raíz del problema del cambio?
    Por cierto, es igualmente hipócrita afirmar que el libro de texto convierte el contenido cultural en una propuesta didáctica, porque lo que el análisis de las prácticas muestra es que precisamente el libro de texto acaba negando la posiblidad de la didáctica como creación e investigación del maestro. Todo está ya dado, todo está ya pensado, hasta las pruebas de evaluación y sus correcciones. ¿Dónde está el SUJETO docente? ¿Dónde el RECONOCIMIENTO y la confianza profesional?
    En fin, tu lo dices con más y mejores argumentos. Gracias.
    Jaume Martínez Bonafé

  82. Gracias Jordi por tu brillante exposición, acabo de ponerlo en mi página de facebook y he puesto una copia en el tablón del euskaltegi ya que el otro día estuvimos discutiendo sobre esto en la sala de profesores: dinero para ordenadores si pero para innovación y formación no.

  83. Genial Jordi,

    Me ha encantado, y que derroche de acidez.

    Un abrazo.

  84. Després de posar-me al dia per mitjà d’aquests dos enllaços
    http://catalegdigital.wikispaces.com/
    http://www.xarxatic.com/empuries-otro-despilfarro-educativo-2-0/
    Em sembla que millor organitzem un gran funeral per a tots els passerells( Carduelis cannabina) ( pardillos en castellà)

  85. Molt bon article, estic totalment d’acord. M’has fet pensar en això que va montar fa un parell de cursos Santillana, la Kalipèdia… Encara no sé perquè punyetes serveix i perquè intenten concentrar esforços en fer coses que no tenen cap utilitat (qui dels alumnes anirà a Kalipèdia tenint la Wikipedia?).

    Salutacions.

  86. Jo també he trobat males notícies per la xarxa, Carme, a propòsit del tema Empúries; aquí us deixo l’enllaç:
    “La convocatòria és per dissenyar, crear, desenvolupar i mantenir un portal de compra, només això!! … http://elracodelafalsa.blogspot.com/2010/06/ja-nhi-ha-prou.html

    pepa

  87. La historia del libro…
    .
    http://www.isftic.mepsyd.es/w3/novedades/dossiers/libro/index.html
    .
    …no ha terminado…
    .
    http://www.isftic.mepsyd.es/w3/novedades/dossiers/libro/siglo_xxi1.htm
    .
    El libro de texto…
    .
    http://elbonia.cent.uji.es/jordi/2010/06/06/carta-a-los-editores-de-libros-de-texto/
    .
    …es un libro más entre los demás, para nada exclusivo en unas manos cultivadas…
    .
    http://es.wikipedia.org/wiki/Cultura
    .
    …y a la digitalización de contenidos por parte de los docentes le queda aún un par de hervores.
    .

  88. He leído que los docentes no estamos obligados a utilizar los libros de texto, hoy mismo fui al sindicato CCOO a informarme de este tema, me informaron que cuando llegue a un centro, soy una maestra de primaria con destino provisional, tengo que aceptar los libros solicitados el año anterior (con obligatoriedad de 4 años desde su pedido a la editorial); ante esta respuesta mi pregunta fue ¿y cuando acaben esos 4 años?. Pues depende del claustro de profesores que acepten que yo no tenga libro y entonces mi pregunta ya fue otra ¿y si se niegan? y su respuesta -pues no tienes nada que hacer, salí indignada con CCOO, con el mundo y en particular con los enseñantes.
    Este año fue una “tortura” el uso del libro y ya temo el curso que viene… porque en primer lugar me aburro yo, así que, ¿cómo no se van a aburrir los niñ@s?. Y en segundo lugar va en contra de todo lo que creo que es la enseñanza: innovadora, creativa, libre,…
    Es más, cuando hacemos el examen de oposición se prima la innovación en la práctica educativa, porque no ir al examen con el libro de la editoril de turno y hacer un repaso sucesivo de las hojas de un tema ¿eso es lo que pretendeis que haga como docente,no?.

  89. Muy de acuerdo con lo que dices. A ver si también el profesorado nos convencemos de que no necesitamos libros de texto, ahora menos que nunca.
    Saludos

  90. Presenté una enmienda al Pacto por la Educación en el Consejo Escolar de Cantabria. La envié al Consejo Escolar del Estado. ¡Ni caso! Pensaban que estaba loco, que decía tonterías. ¡Quería que se retirara el punto en el que se pedía que las editoriales y grupos de profesores elaboraran contenidos digitales! Decía que eso era retroceder al siglo XIX,… aunque bien pensado no hemos evolucionado mucho. Lo único que debemos hacer es compartir experiencias, metodologías, estrategias,… los contenidos están en Internet y enseñar a buscarlos, a filtrarlos, a elaborarlos es parte de nuestra tarea. ¡No a las webquest, las enciclopedias digitales, los libros de texto digitales,…!

  91. ¿A que viene mezclar las webquest con los libros de texto digitales? Las webquest responden a lo que defiendes: són estrategias metodológicas elaboradas por maestros y profesores que se comparten en internet de manera libre y gratuita y que precisamente ensenyan a filtrar contenidos , procesar, contrastar y transformar la información. Además de potenciar la autonomia del alumno, el trabajo cooperativo , la creatividad. etc. etc.

  92. Miedo me da un profesor sin libros de texto!!! Queremos quemar los libros de texto por tratarse de artículos de magia negra, a favor de los poderes mágicos (magia blanca, por supuesto) de maestros y profesores, de todos. Y queremos también que cada profesor rebusque en Internet para enseñar, para enseñar qué? para enseñar cómo? para enseñar con qué? Perdonen, pero me salen aquí las expresiones “con el culo”, “como el culo” y “el culo” (con qué, como qué y qué, respectivamente).

    Internet, el acceso universal a la información (gratuita o no) nos da mucho, pero también nos puede quitar. Realmente alguien piensa que con buscar “matemáticas” en el google se puede aprender matemáticas? El orden es vital en el proceso de aprendizaje y ese orden, al menos una base, la debe concebir alguien. No digo que tenga que ser una única persona, ni dos, ni el rey de España, pero lo que no tiene sentido es que todos los profesores nos dediquemos a ello. En el proceso de enseñanza-aprendizaje hay muchas capas, muchos roles que intervienen en su justa medida, y esto permite que el sistema funcione, porque no hay nada peor que un profesor que no sabe enseñar, o sí, un profesor que no sabe enseñar y que encima no tiene medios para ello (el libro de texto que hizo alguien que sí sabía lo que hacía).

    ¿hacia dónde debería tender la docencia con apoyo de las TICs? Cada vez más nos acercamos a un mundo personalizado. El mayor error de la docencia ha sido considerar que todos somos iguales, borreguitos que aprendemos al mismo ritmo, de la misma forma y con las mismas herramientas. Las TICs abren un nuevo espacio para la personalización, para jugar con diferentes tempos y contenidos. El futuro de la docencia no tiene tanto que ver con si los libros están impresos o no, sino con la adaptación o personalización de la docencia a cada persona, en todas las etapas de su vida. Me niego a pensar que el comunismo educativo actual continuará por los siglos de los siglos.

    Este modelo sólo se podrá conseguir si dejamos atrás la guerra impreso-digital, porque no deberíamos estar hablando de los materiales, sino de los mecanismos, tecnológicos o no, para conseguir esa individualización y personalización en la formación.

  93. @RafaGM:

    Hola Rafa,

    No suelo contestar los comentarios, pero me parece que tienes un buen lío en la cabeza:

    – Consideras que todos los docentes tienen escasas habilidades con las TIC: estás en un error. Cada día hay más que las usan de manera muy eficiente y creativa. Ve a un congreso sobre TIC y educción y lo verás.

    – Crees que se puede personalizar la docencia con el libro impreso en papel, ese que es igual para todos: nuevo error. Si el docente lo hace es dejando de lado el libro y la metodología que “impone” y usando otros recursos y estrategias. Las TIC son una gran ayuda aquí. No lo dudes.

    – El “orden” ese que pides lo pone el currículum y, sobre todo el docente.

    – Crees, y este es el error más grave, que todos los maestros son unos inútiles y que sin el apoyo del libro de texto no podría hacer nada interesante o valioso: es completamente al contrario. Los mejores docentes no usan libros de texto. Los libros de texto están idiotizando a los docentes, librándolos de la necesidad de pensar.

    – Lo impreso-digital es una guerra, de acuerdo, básicamente económica e ideológica, que lo impreso ya ha perdido. Yo me niego a dos cosas: que se siga pagando algo malo y que no necesito con mis impuestos y que el futuro de la escuela pase por los libros de texto digitales. El problema no es el formato, son las ideas sobre educación que hay detrás del concepto de “libro de texto” y los usos que impone a los docentes.

    “Miedo me da” a mi un profesor que no sepa enseñar sin libro de texto con toda la Internet a su disposición 🙂

  94. Hola Jordi,

    no quiero decir, ni mucho menos, que todos los profesores sean unos inútiles (seguro que muchos sí que hay, como en cualquier profesión), sino que cada profesional debe aceptar su rol, también los profesionales de la educación. Básicamente es como si voy al médico y el médico de turno experimenta conmigo porque tienen un mundo de drogas a su alcance. Oiga, no, doctor, que sólo me duele la cabeza, deme una aspirina, algo que funcione, y que otros, los que tengan ese rol, los investigadores, lo experimenten primero (y lo hagan siguiendo los criterios de calidad que se hayan establecido).

    Ahora bien, ¿existe esa separación de roles en la educación? Quizás no, quizás cualquier profesor pueda jugar a construir su mundo (modelo) educativo. Quizás cada profesor pueda aplicar sus mezclas y experimentar con sus alumnos. Sinceramente creo que así se está haciendo, que con que cumplas con el listado de temas que hay que dar, el resto lo puedes enfocar como quieras.

    Estoy de acuerdo en que las TIC son fundamentales, y que deben ser utilizadas en la educación, pero el “libertinaje” de internet no debe trasladarse a la docencia sin ningún tipo de control de calidad.

    Realmente todo esto nos lleva a que se haga un uso intensivo de las tic frente a los materiales docentes tradicionales, pero no bajo el libre albedrío y el que cada uno use internet como pueda o sepa, sino bajo la transferencia de conocimiento y el control de lo que se expone a los alumnos. Desde mi punto de vista no es más que un tema de productividad, por un lado, y de calidad por otro. Productividad para el profesor, que no tenga que reinventar la rueda y se dediquen a su trabajo (enseñar?), y productividad para los alumnos, que puedan usar las herramientas TIC (o impresas) que mejor se adapten a su forma de aprender.

    Intentemos dar pasos hacia adelante y utilicemos para ello todos los recursos que tenemos a nuestra disposición. Y sí, esos libros de texto también son recursos y herramientas, y creados por profesores, aunque los edite el Diablo (ése que cambia la portada y el orden de las unidades para vender un libro diferente cada año). Al final pasará lo mismo con internet, las editoriales empezarán a construir materiales digitales de calidad, y los comercializarán, porqué no, y los desecharemos sólo porque son un negocio para otros, no porque sean buenos o no para enseñar y aprender.

    Miedo me da el profesor que sólo se apoya en un libro de texto, pero más miedo me da el profesor que sólo quiere enseñar con Internet y descarta un buen libro de texto.

  95. Ojalá este tipo de artículos realmente despierte conciencias, los libros de texto desaparezcan y con ello, realmente la calidad del profesorado mejore porque no tengan más remedio que buscarse la vida de verdad.

    Señores, seriedad, que el 90% de los profesores lo quieren todo hecho y ese es el papel que ocupan las editoriales, hacer el trabajo del profesor, que solo les falta enviar a un profesor sustituto para que de clase a cada maestro. Que parece que en este país todos somos innovadores y el papel nos sobra y la realidad del profesor medio es que no sabe conectar una pizarra a un ordenador y solo cabe la clavija en un sitio…hay páginas de editoriales con más de 2 millones de visitas al mes ¿ese trabajo quién lo hace?

    Y por cierto, sin editoriales, posiblemente hasta ahora no habría habido pizarras digitales ni ordenadores, porque han sido quienes los han “subvencionado” hasta que el gobierno se dió cuenta que tenía que comenzar a modernizar la escuela.

  96. @José Antonio: Las webquest es un “quiero y no puedo”. Quiere pasar del libro de texto pero se convierte en una herramienta antigua, dirigista, para mi muy pobre comparada con las herramientas de la Web 2.0.

    • Creo que confundes peras y manzanas. Las “herramientas de la web 2.0” no son actividades didácticas. Y las webquest no son “herramientas”, ni de la web 2.0, ni de ninguna versión anterior o posterior. No puedes compararlas. Y respecto al “dirigismo”, depende de lo dirigista que sea quién la diseña y de la necesidad de “dirección” de los destinatarios. Yo te recomendaría que leyeras alguna cosa sobre webquest.

      Pero este no es el tema de este post 🙂

  97. No , Jordi, si Jose Antonio tiene toda la razón del mundo!! Porqué lo que pretenden las webquest tal vez no se conseguirá nunca del todo porque las wq quieren que los alumnos Investiguen por Internet, que trabajen de forma cooperativa, que aprendan a ser responsables de su trabajo individual, que sepan ver los hechos des de distintos puntos de vista. Que realicen tareas complejas que culminen en la creación de un producto. uff!!!
    Y aún más La Webquest pretenden que los alumnos sean conscientes del proceso que siguen cuando aprenden , que reflexionen y saquen conclusiones respecto a su forma de aprender , etc. y claro conseguir todo esto es muy difícil. Puede que nunca jamas se consiga al 100%
    En cambio con las herramientas de la web 2.0 esto y mucho más se consigue en un abrir y cerrar de ojos. Demuestranoslo por favor José Antonio iluminanos.
    Muy agradecida de antemano
    Carme

  98. He llegado a este espacio fortuitamente, buscando páginas sobre proyectos educativos alternativos. Nada más quería decirles que el tema del post me parece fantástico, y extensible a muchísimos otros temas que hoy, ahora mismo, representan un gran desafío para toda la humanidad. Un cambio radical de paradigmas como lo habrá sido en su momento la invención de la rueda o el advenimiento de la era industrial.
    ¿Qué cambios reales sufrirán las escuelas y centros de formación profesional en general? ¿Somos conscientes de la realidad virtual y de lo que ésta implica? ¿Cómo modificarán nuestras vidas los cambios geológicos, hidrológicos, energéticos, climatológicos, poblacionales, comunicacionales, etc.etc.etc., que estamos viviendo e irán en aumento progresivo?
    A mi parecer, hay demasiado en juego; y el peor de los males es que cada sector minimiza estos cambios globales simplemente a su área de competencia específica.
    Por sobre todo, la velocidad en el intercambio de la información y la calidad de su procesamiento humano es hoy (y será aún más) determinante para el conocimiento, la aceptación, la readaptación y la convivencia (de, a y con dichos cambios).
    SALUD Y PAZ!!

  99. Yo os escribo aquí como madre de dos hijos adolescentes. A lo largo de 12 años encontré solo un profesor que era capaz de dar sus clases sin libro de texto y con mucho ingenio y ganas de pasar el tiempo con sus alumnos. Es muy triste!
    En mi opinión los únicos que pierden en esa batalla son los niños que en realidad no tienen nada que ver con ella, solo quieren y deben disfrutar de su derecho fundamental a una educación GRATIS que desde mi punto de vista, aquí en España, no lo es por el tema de los libros de texto. Además se dice por allí que es obligatoria, también un asunto en cuestión! Y pregunto: es obligatorio pagar?…por unos profesores que no saben dar la materia sin que toooodos los niños tengan su libro de texto en mano? Solo saben trabajar, y eso mal, con libros de contenidos dudosos y llenos de faltas de ortografía. Y ahora con el libro digital y los ordenadores vamos a acabar como en la seguridad social, médicos mirando a su ordenador en vez de mirar y tocar al paciente. Me parece que el futuro de esta generación de niños está gravemente en peligro.
    Después de todos estos años he llegado a la conclusión de que ni los colegios pueden tener tantos profesores buenos como harían falta, ni para todos los niños es bueno visitarlos, porque como dice Jordi el conocimiento está allí, para todos los que quieran saber. Es muy fácil y barato llegar a ello y no hace falta ni pasar horas y horas estúpidas en los coles, donde por ejemplo enseñan en 3. de la ESO (a jóvenes de 15 años) lo que es un polígono industrial (sociales), simplemente ridículo! Ni te enseñan literatura universal pero a cambio libritos tontos juveniles (negocio para los editoriales) si, para fomentar que la juventud lea, o algo por el estilo. Pero estos libros que son una pena, son elegidos por los apreciados profesores y que así solo consiguen que los jóvenes empiecen a odiar la lectura, y me parece que también está querido así. Tanta gente que piense es peligrosa. O sea que el derecho fundamental todavía está por cumplir…estamos muy lejos de ello aquí y ni hablar en el mundo entero.
    Estoy bastante de acuerdo con la opinión de Rafa, libros o no …digitales o no….tendríamos que alejarnos de todo este comercio alrededor de la enseñanza y pensar en sistemas deferentes, pero me temo que no hay demasiado interés por parte de padres ni por parte de los profesores, que total están muy bien así como están. Pero la trampa está también allí….irreversible: el futuro es lo que hacemos hoy.

  100. Aquí un link muy bueno para Jordi y para todos vosotros. El problema está en otra parte!

  101. Hoy en Expansión le meten un buen repaso a los libros de texto y a las editoriales:
    desactualizados, caros e ineficientes! http://ow.ly/2xa6C

  102. La verdad que no hay nada nuevo bajo el sol, parece que la educación se divide entre los que aplican una norma y los que la innovan en el sentido de que la norma es el mínimo requerido, no el máximo.
    Tocar bola y llenar en las líneas no es ser buen maestro
    Saludos desde Veracruz, México

  103. Gràcies Jordi. Crec que un article que ix dels budells però amb un gran backgraound darrere de pensament i reflexions com les que tu vens fent , aporta una gran força discursiva i reflexiva. Al nostre centre educatiu ha circulat en un moment molt adient, (Mossets TIC: http://stateresabloc.wordpress.com/) quan els pares i mares tenim que aportar més de 100 euros de mitja, a banda dels 110-120 euros del bonus. Es a dir més de 200 euros per xiquet, incloent els de primer de primària (Quasi cap família inverteix eixa quantitat en llibres durant tot un any).

    També el posaré a la web de l’ACICOM (Associació Ciutadania i Comunicació) http://www.acicom.org

    Moltes gràcies per aportar i compartir les teues opinins, valentes i compromeses.

    Jose Ignacio

  104. @Marcos:
    Buenasss, igual si es un error el vender todo el “pack” quizas pensando en que una uniformidad de materiales facilitaria el uso por parte del alumno, pero realmente esa era la intención.

    Realmente, hay muchas editoriales que se han puesto la etiqueta de “libros digitales” cuando no son más que pdf’s (un pdf no se puede incrustar en un Flash, se puede utilizar el Flash como si fuese un Pdf, pero no meterlo directamente) alguna de ellas se han mencionado aquí, pero casi diria que todas las editoriales “de toda la vida” han caido en la tentación de reaprovechar sus contenidos, que ya tenian, en el nuevo medio… eso si que tiene un coste infimo.

    Sin embargo, no he visto una sola referencia a una editorial que nació para el libro digital, y sólo ha producido materiales para ello. Unos contenidos en los que los contenidos multimedia educativos son la prioridad, pues eso es lo que puede hacer un ordenador y no un libro, y eso precisamente es algo que no puede producir un profesor, por muy implicado que éste, y que tampoco han podido hacer estas editoriales “de toda la vida” pues significaba rehacerlo todo.

    Evidentemente no mencionaré el nombre de esta editorial, pero no deberia ser muy dificil de adivinar, aunque me preocupa que no se mencione… pues es primer referente en el mundo de los libros digitales, que sí existen, son contenidos realizados pensando en el medio que se iban a reproducir, con materiales gráficos (estáticos y dinámicos) que reforzaban las explicaciones (aquello de una imagen vale más que mil palabras)..

    Cual ha sido mi sorpresa al enterarme que del 90% de centros el año pasado que utilizaban esa editorial, éste año han bajado al 30%… ya que al parecer han llegado los “Reyes Magos” a vender sus “pdf’s” y muchos han sucumbido a la “tentación”….

    No se, a poco que busquen encuentran información de esa editorial, y tienen algunas muestras de contenidos, no creo que despues de verlos opinen que tienen algo que ver con lo que estan comentando

    Si el autor de este hilo, considera oportuno que ponga el enlace a la editorial, con gusto la pondré, pero trabajando en ella, no me parece apropiado, pues no es mi intención la de hacer publicidad de la misma (estoy en la parte técnica, no comercial de la empresa).

    Saludos, y fuera de todo esto, me alegra ver gente implicada en su trabajo (tan dificil de llevar a
    cabo hoy en día) por desgracia, hay muchos que no lo estan y solo buscaban una plaza “fija” y unas buenas vacaciones….

    • Hola Javi,

      Creo que todos sabemos de qué editorial se trata :-), pero tampoco tengo ningún problema en poner un enlace. No conocía el dato de que ha pasado del 90% de cuota de mercado al 30%. Es interesante y, sin duda, deben haber influído diversos factores… algunos “confesables” y otros quizá no tanto. Pero las reglas del juego de ese mercado son las que son desde hace mucho tiempo y nadie parece interesado/a en cambiarlas: ni padres, ni maestros, ni administración. Por supuesto, los jugadores “menores” no pueden, aunque les encantaría.

      De todos modos, aún concebido para el medio (ordenador, Internet), el propio concepto de “libro de texto” es cuestionable. Lo era en papel y lo es muchísimo más digital (basta un clic ahora, para darse cuenta). Y hacer animaciones en Flash y que un animalito te cuente lo que antes se ponía en un texto, no es un cambio pedagógico, es la disenyficación del aprendizaje. Quizá esto suene un poco duro y sea injusto en muchos casos (hay estupendos profesionales). Pero en algunos, te aseguro que es lo que se hace. Mi amiga y admirada Carme Barba ha escrito en algún sitio que el problema de los libros de texto es que son el punto de llegada de la aventura de conocer, no el punto de partida. Y si empezamos la carrera por la meta, no iremos a ningún sitio, seguro que nos quedamos allí. Lo importante del viaje es el camino. Allí es dónde se aprende. En fin, me ha salido muy poético, ya se. Pero en prosa sería algo así: los materiales de enseñanza deberían ser propuestas de trabajo para que el profesor/a los adapte a sus alumnos y un conjunto de recursos (herramientas y fuentes de información), que no tienen por qué ser versiones “light” de cosas que hay ya en la Internet, no los resultados de un trabajo que ha hecho por otra persona.

      Quizá necesitemos otro tipo de profesor/a. Te acepto la crítica. pero basar todo un proyecto de “digitalización” de la enseñanza en la premisa de que los docentes son incapaces de aprender e innovar didácticamente me parece condenarlo al fracaso desde el principio. ¿Más despacio? Por supuesto. ¿Más formación del profesorado? Absolutamente de acuerdo. Pero si el proyecto triunfa será el parto de los montes: los niños y niñas no aprenderán nada más que a manejar los portátiles.

      Gracias por el comentario y siento lo de las cifras. Supongo que sabréis perfectamente a qué se debe y que tampo podéis hablar demasiado 🙂

  105. Apreciado Jordi, las cifras de Diticual-Test las desconozco, lo que sí conozco son sus (in)contenidos, en mi puesto de combate llegamos a pensar que tener una red de protección era mejor que no tenerla a la hora de lanzarse al vacío y pensamos que aumentar la sangría de las familias con “digilibros” de colores no iba a hacer que el “invento” fuese más mejor o más peor. Nuestra idea era (y creo que sigue siendo) crear/compartir materiales propios bajo licencias Creative Commons y a partir de ahí… volar.
    Diticual-Test posee la ventaja del que salió antes del disparo y los jueces no sólo no anularon la salida sinó que le jalearon, pero visto lo visto y lo he visto todo, carece de rigor, carece de didáctica, carece de formalidad… no cumple los currículums (yo tampoco lo haría pero la Ley me obliga) existe gran cantidad de errores de fondo y de forma, los contenidos son pobres y “se cuelan” algunas opiniones personales más bien poco científicas. Su(s) formatos no se adaptan a según qué navegador ampliamente usado y tampoco a según qué Sistema Operativo de código abierto. Sus “ejercicios” podrían ser cumplimentados por un chimpancé que dispusiera del tiempo suficiente… y así varias otras cosas.

    El “invento” dos.cero carece de lo primordial, que es la formación de aquellas personas que lo van a tener que utilizar, carece de metodologías dos.cero, en ningún sitio se ve fomentado el trabajo por proyectos, nadie explicita el tratamiento de las competencias básicas y por espeluznante que parezca la diversidad se propuso tratarla con un programa lector de pantallas!!!!

    Por otra parte tenemos al cuerpo docente, sobre todo el de secundaria, licenciados e ingenieros, doctores y otros eruditos que saben sobradamente los contenidos y los procedimientos, recuerdan a la perfección las normas, actitudes y valores pero desconocen cómo se “trabaja” con la adolescencia y la juventud, incluso algunos y algunas se enorgullecen al declarar que nunca en su vida han utilizado ningún infernal ordenador y que piensan morir informáticamente vírgenes. Por suerte no son mayoría. La mayoría quiere no complicarse la cabeza, quiere que sus alumnos callen y presten atención, que sepan recitar de memoria los reyes godos o los elementos de la tabla periodica, que reproduzcan a la perfección el saber “imprescindible” para frontar la vida adulta en hojas que luego serán evaluadas…

    Y así… con estos materiales y con este personal nos comeremos el dos y el punto, manque me pese.

  106. Por alusiones. Creo que debería desarrollar un poco más mi afirmación que los libros de texto empiezan por el final, ya que se me podría objetar que algunas novelas y películas empiezan por el final y mediante el flashback consiguen interesarnos tanto o más que las que siguen un orden cronológico.
    Voy a empezar poniendo un ejemplo concreto sacado de un capítulo de prueba de un libro de texto digital
    “Unidad 1 – Entender el Universo 1.1 ¿Qué es el Universo?
    “Desde lo más pequeño a lo más grande , el Universo es todo lo que existe. Desde el mundo invisible de las partículas que constituyen nuestros cuerpos hasta las grandes galaxias formadas por millones y millones de estrellas “Todo lo que es, lo que ha sido y lo que será. Eso es el Universo “
    (El destacado en negrita es suyo)y siguen más páginas en esta misma línea de afirmaciones esquemáticas para que se acepten y se retengan al menos hasta el día del examen. No hay matices ni preguntas, ni ninguna referencia a conocimientos previos , nada, estos son los hechos, a palo seco.
    ¿Alternativas? Muchísimas sin ir a proyectos supe innovadores , un ejemplo creado por un profesor y subido en forma de libro a internet mediante Calameo
    “Nuestro antepasados se preguntaban por el origen del universo , antes creían que (…)hasta que llegó Galileo(…) luego a partir de la observación se formularon distintas teorías hasta llegar la teoría del big bang, etc. ”
    Vaya esto ya es otra cosa, seguimos con una WebQuest para ciclo inicial i medio de primaria
    “ En la época de Galileo la gente pensaba que la tierra era el centro del Universo y que el sol era el que se movía. Galileo utilizó el telescopio para observar el cielo y contribuyó a cambiar esta falsa opinión (…) Te gustaría saber que descubrió . Te invitamos a hacer como Galileo ..” http://ceipdrassanes.ravalnet.org/webquest/ambgalileu/index.htm
    Otro ejemplo:
    “Desde épocas muy remotas, distintos pueblos han alzado sus ojos hacia el cielo tratando de descifrar los misterios que plantean los astros. Las explicaciones de los fenómenos celestes han abundado desde la Prehistoria, pasando por las culturas de la Antigüedad Clásica, hasta nuestros días. Mientras las primeras teorías se basaban en mitos y leyendas más o menos fantasiosas, las actuales se fundamentan en los resultados obtenidos por ramas de la ciencia moderna tales como la física, la astrofísica o la cosmología (…)http://www.domingomendez.es/colegio/wq/universo/index.htm
    O simplemente empezando con un título como “Som pols d’estrelles” http://www.xtec.cat/~adonoso/wqpolsest/index.htm
    Poner algo de “alma” ( J.N.Barato), apelar a las emociones , hacer preguntas que despierten el interés, la curiosidad, proponer una tarea de investigación de contrastar de información, a partir de la observación, provocar que ellos se hagan preguntas…
    Todo esto ayudado por múltiples películas, documentales, páginas web de la NASA infinidad de portales educativos con imágenes obtenidas vía satélite, etc., etc.
    Todo esto y mucho más pueden hacer un profesor que no esté atado a un libro, porque para definiciones ya tenemos las enciclopedias y la Wikipedia.
    Solo los educadores pueden “acompañar” a los alumnos en el proceso del conocimiento, porque el conocimiento ” es la respuesta a una pregunta generada por una inquietud que proviene de un estímulo partir de los sentidos (Wagenberg) Si no hay estímulo, ni inquietud, no hay pregunta que necesite ninguna respuesta.

  107. Buenasss, lo de la cuota de mercado es un poco así, pues han aumentado y mucho (25%) el número de centros y alumnos que los utilizan, además las “grandes” se han quedado con el mismo porcetaje global que nosotros, vamos que tampoco nos podemos quejar. El tema es que el curso anterior hubieron una serie de errores que se han intentado solventar (por ejemplo la linea “comic” o “infantil” que se habia adoptado en el primer curso como “estrategia” para captar más la atención del alumno, pero claro, en la ESO ya son “medio-hombres” y les parecen de crios los materiales… fallo corregido). Y muchos no han llegado a ver la versión de éste año, en la cual ha cambiado por completo la linea editorial.

    Decir que a poco que se investigue, el creador de esta empresa y la gran mayoria de autores y editores, son o han sido docentes, no se trata de alguien que se ha puesto a escribir por inspiración divina o porque el han “fichado” para eso, pero es una empresa “joven” y bueno, se nota en el tema uniformidad, pero que la gente de aquí tiene muchísimas ganas de mejorar, tambien lo digo, por lo que cualquier sugerencia será bien recibida.

    No es mi intención el defender una u otra cosa, lo cierto es que estaba buscando feedbacks de profesores o alumnos para ver un poco en “primera” persona, que es lo que se puede hacer para mejorar la experiencia pues estamos terminando de “pincelar” un gestor de contenidos que pretende facilitar las tareas de creación de contenidos digitales, y bueno, me ha alegrado ver que muchas de mis propuestas eran demandadas por algunos de los aquí participantes, como por ejemplo el que el propio profesor pueda editar el contenido de sus alumnos, preparar ejercicios o actividades con los motores script que ya tenemos, etc… y/o encargar ilustraciones y/o animaciones en el caso necesário, pero de momento es sólo un proyecto que está pendiente de aprobación, la idea es reducir los tiempos de producción para poder aumentar la calidad de los contenidos. Actualmente cada una de las páginas se realiza a “mano”, la gran mayoria tienen ilustraciones y/o animaciones hechas para ésa página, de acuerdo que algunas sobraran, pero el trabajo que lleva detrás es considerable, no queriamos limitarnos a poner textos y alguna foto, eso ya está en papel.

    Yo no puedo valorar la calidad didactica (pues no tengo el perfil para ello) pero aunque es cierto que la primera versión se realizó quizas demasiado deprisa, lo cierto es que en esta segunda temporada se han corregido muchos de los errores de inicio, igualmente no puedo discutir la parte didactica, curricular y dificultad de los ejercicios del primer párrafo que comenta Catbrush pues sin datos concretos suena un poco así, aparte de ser un tema algo subjetivo, pero en concreto si que puedo decir que al menos en lo que se refiere a parte tecnica (navegadores y sistemas operativos) no es cierta, yo personalmente lo he testeado en los 3 primeros, y me consta que compañeros los han probado en el 4º sin problemas, del 5º no tengo noticias, sinceramente… pero lo probaré. Pongo los datos:
    Ranking de navegadores en Febrero 2010:

    1. Microsoft Internet Explorer: 61.58%
    2. Firefox: 24.23%
    3. Chrome: 5.61%
    4. Safari: 4.45%
    5. Opera: 2.35%

    Básta con que tenga el reproductor de Flash para que todo funcione correctamente, y me consta que Linux lo tiene.

    Lo que si nos hemos encontrado es que no hay infraestructuras para tener una experiencia satisfactoria y claro todos los contenidos multimedia consumen anchos de banda y demás.. algo a lo que no estan preparados la gran mayoria de centros.

    Éste año se han desarrollado unos cuantos simuladores, algunos realmente buenos (el de electrónica y electricidad aun no lo he acabado (que no se entere el jefe ;-)) pero cuando éste listo, va a ser la bomba, no he visto nada igual) y sobre el comentario que da igual que sea un animal quien explique o que se lea… siento discrepar, en algunos casos, ése detalle es quizas el que capta la atención del alumno, pero tampoco puedo poner la mano en el fuego de que todas las animaciones sean necesárias pues como he comentado ya, no es mi tarea, no puedo valorar el valor didactico de segun que cosas.

    La obra que han citado, es un caso un poco “especial” dijeramos que se ha “cocinado” aparte sin pasar por los conductos establecidos…. yo si me he leido algunas obras completas, y la de historia que leí me gustó mucho, la verdad.

    El tema de permitir que cada profesor se pueda “cocinar” sus contenidos, utilizando o no otros contenidos de otros autores, pues me parece interesante y por eso lo he propuesto en el proyecto, pero realmente es peligroso, todo debe ser validado previamente para evitar segun que cosas, pero pasito a pasito, que ya llegaremos, ya….

    Mi aparición aquí es totalmente personal, pues me ha gustado mucho el proyecto que hay en ésta empresa (solo llevo unos meses) y veo que hay muchas cosas a mejorar, al menos en la parte tecnica que es la que puedo valorar (anteriormente estaba en la Univesidad esta que tenemos que Cataluña que lleva unos cuantos años impartiendo a distancia, y con una calidad más que contrastada) vamos que llevo muchos años en la educación por via informática, pero que me interesan mucho las nuevas propuestas o sugerencias pues, como he dicho, el proyecto en si, me apasiona y quisiera que funcionase realmente bien.

  108. Carme, he visto la idea que me quieres transmitir, y reconozco que aun tratando lo mismo, hay maneras y maneras de explicar las cosas… como decia, ése capitúlo en concreto es “especial”….

    Tambien reconozco que al ser un empresa nueva (éste es el segundo curso que realizamos) pueden haber deficiencias, pero todas subsanables, y hay voluntad de que así sea.

    Comentar que hay una enorme diversidad de personal docente, más o menos implicado en la formación de sus alumnos, con sus ideas propias o no, y que es imposible satisfacer a todos… por muy a la vanguardia que se quiera ir, aunque no puedo entrar a discutir algunas de vuestras posturas, primero porque no he entrado aquí a eso (soy más de proponer soluciones que de discutir problemas) y segundo porque como decia, entro a nivel privado, no como trabajador de X.

    Todo esto está comenzando a andar, miremos de sentar unos cimientos firmes… que si no, se nos vendrá todo encima.

  109. Simplemente certero y genial, como siempre, Jordi
    Saludos

  110. Me lo he leido todito y mis conclusiones son.
    El movimiento se demuestra moviéndose.
    Si tantos estamos de acuerdo y tenemos las herramientas y el conocimiento, ¿por qué no nos dejamos de pamplinas y empezamos a trabajar un poquito mejor coordinados? Teniendo en cuenta de entrada las diferencias que hay entre nosotros que más lejos de ser un problema son parte de la diversidad que además de enriquecer es parte de la vida misma.
    Gracias por su artículo y le sigo siguiendo calladita.

  111. Catbrush Threepwood

    4 de octubre de 2010 — 10:07 pm

    Hola Mar, lo mismo llevo pensando yo desde ya ni me acuerdo cuántos años hace, en la comunidad en la que trabajo se “montó” un forum para profesores y profesoras, estructuradito por áreas y tal… pues pierdo la cuenta de cuántas veces pedí y ofrecí esfuerzo y dedicación para elaborar/recopilar/potenciar/utilizar/etc. materiales didácticos…
    Visitas: varios centenares. Respuestas: cero.

    Entiendo que “antes” era más difícil acceder a ordenadores con los alumnos en condiciones suficientes para emplear este tipo de materiales/metodologías, pero ahora con la escuela 2.0 esta barrera se está cayendo… a ver si empezamos a salir las setas del conocimiento y formamos un bonito bodegón productivo.

    Saludos.

  112. Hola Jordi,
    Primer que tot voldria felicitar-te per la teva carta.
    Sóc mestre en una població de l’Alt Camp, en una escola petita.
    I voldria felicitar-te per dues raons:
    La primera, i estem completament d’acord, amb els llibres digitals. No em d’oblidar que un llibre de text és un producte, que com a tal només té una finalitat per l’empresa,és a dir, vendre el màxim nombre d’exemplars. És un producte descontextualitzat, que compren una temporalització que, es creu que algun expert en la matèria, ha efectuat. Facilita la vida als mestres, i als seus alumnes; però que moltes vegades, deixen molt que desitjar a nivell pràctic i teòric.

    Segona, i pels que creiem en les tecnologies coma eina i entorn d’aprenentatge, com a una nova forma de combatre la desigualtat social i promoure un aprenentatge cooperatiu i constructiu, recolzat per un aprenentatge competencial dels nostres alumnes, gràcies per aquesta carta.
    També comparteixo la teva opinió, i si em permets ” Algú ho havia de dir!” que els mestres que volen els llibres de text com a eina habitual i única d’aprenentatge s´on els menys innovadors.
    També has anomenat la importància de compartir entre professionals, també és una nova manera de lluitar contra la política abusiva de les editorials. La creació de materials de qualitat per part dels mestres i professors, amb el fet de poder compartir amb d’altres professionals, ens fa ser més creadors e innovadors.

    Per últim, dir-te que vaig a posar en coneixement del claustre, la teva carta, ja que crec que pot fer obrir els ulls a més d’un o una. Pot ser així, ens deixaran de veue com “aquells mestres que porposava coses sonades, com aprendre a través d’internet, de webquest, eines2.0…”.
    En fi, gràcies de tot cor!

  113. Jordi, admiro esa inquietud tuya por mejorar la enseñanza. A los alumnos nos das ejemplo en cada una de tus clases. Transmites una gran positividad y energía. Respecto a tus comentarios te comento que no supe del gran negocio editorial hasta que el año pasado una amiga (maestra recien titulada) me comentó que una editorial había invitado a todos los profes de inglés a una charla sobre los materiales que ofertaban, claro que, incluía una magnífica comida en un famoso restaurante, además de multitud de regalos y facilidades. Ahí comprendí todo el tinglado editoria!!!. Para más inri, ella me comentó que ni siquiera estaba interesada en el libro que le habían ofrecido para dar sus clases, claro que, no sólo es su opinión la que cuenta. En ocasiones nos veremos presionados por las directrices que marcan los propios colegios. Al menos, es su caso. Sonia.

    • Hola Sonia,

      Gracias por tu comentario. Si quieres ver las cifras del sector del libro español, este informe es el último publicado por la federación de gremios de Libreros de España. Es del año 2008. En la página 3 tienes las cifras de la venta de libros de texto.

  114. Hola Jordi, me alegro de haber ido a parar a tu carta, creo que has expresado perfectamente lo que muchos llevamos pensando ya demasiado tiempo. Desde mi punto de vista, las editoriales de libros de texto tienen dos razones de peso para asumir el cambio de mentalidad que implica Internet.Una, el que este maravilloso canal permita hoy por hoy la creación de entornos de enseñanza-aprendizaje multimedia, interactivos, participativos y colaborativos. Vamos, el sueño de cualquier profesor o profesional de la educación que crea que los alumnos pueden ser algo más que meros receptores de información. Y dos, la posibilidad de ser los primeros en dar con un modelo de negocio totalmente diferente, pero rentable. Y creo, como tú bien mencionas, que eso pasa por evolucionar de ofrecer producto a dar servicio.
    Tan solo decirte que algunos lo intentamos cambiar desde dentro.
    Muchas gracias,
    Carmela

  115. Jordi, ¿Ud tiene hijos en primaria? ¿O alguna vez ha entrado en una aula de ESO? ¿Ha visto cuantas horas de enseñança y aprendisaje se han perdido en Catalunya por el EduCat 1×1? Entiende algo del lío kafkiano que ha causado Empuries/Átria? ¿Ha hablado con los profesores que fueron obligados a enseñar con los supuestos contenidos digitales que se venden a €30 al año? ¿Entiende algo del papel real del libro de texto en el aula español?
    Escribame, que le explico. Hablemos de los problemas reales de la educación español. O a lo mejor prefiere continuar a escribir discursos demaogicales en ignorancia asombrosa y sin ninguna referencia a los hechos reales.

  116. que bien que existan personas como usted
    pues la verdad noce que paso perome dio por leer lo que esta ecrito y pues como estoy terminando mi libro y quisiera que me lo editara. TRATA SOBRE ESO TIENES LA UNTIMA PALABRA. Q.

  117. No olvidemos algo:

    Somos profesionales de la enseñanza.
    Nadie como nosotros deberia saber qué, cúando y cómo enseñar.
    Deberiamos estar seguros de nuestro trabajo.
    Los libros nos han hecho perder la conciencia de nuestro poder.

    Gracias!

  118. ¿Y las familias que no tengan acceso a Internet? ¿que pasa con ellas?…

  119. Creo que estais completamente equivocados.

    Es el profesor el que exige cada vez más material y la renovación del mismo. Más ejercicios, material fotocopiable, evaluaciones, solucionarios,…. lo que tengo claro es que lo no quieres es tener que pensar. Si se lo das todo hecho perfecto, si falta algo y les obligas a pensar un ejercicio más de la cuenta malo.

    Hasta la metodologia nos la exigen en los libros del profesor. Vamos, que nos piden varias evaluaciones con distintos niveles para que ellos pueden decidir cual utilizar en función del nivel de su clase.

    Vale, está claro que hay gente que tiene ganas de trabajar, pero os aseguro que en un 90% no es así.

    Soy editor y autor de libros de Matemáticas.

  120. Me sorprende la demonización de las empresas editoriales. Son empresas y, lógicamente, quieren cobrar por su producto. ¿Es eso tan raro? ¿Somos los profesores demonios por querer cobrar a cambio de enseñar?
    Además, si las editoriales facturan más o menos millones de euros, será porque hay profesores que utilizan sus materiales. Ningún profesor está obligado a utilizar libro de texto, pero lo que es cierto es que más del 90% lo hace… Por algo será, ¿no?
    Y, personalmente, utilizo libro de texto y también utilizo Internet para mis clases. Desde mi punto de vista, ambos elementos tienen aspectos muy positivos en el aula y no hay por qué renunciar a uno de los 2.

  121. Jordi tienes rzaón en que los precios del libro digital de texto debe bajar con respecto al de papel, pero esa rebaja tan drástica tiene una contrapartida.

    Se está dando por supuesto que el coste del papel y distribución física del libro supone un 85% del coste del mismo, Con esa premisa se ve que sala muy barato la creación de contenidos para el mismo.
    El trabajo intelectual y de tiempo que conlleva redactar textos (realizado por licenciados en la materia), fotografías ilustraciones y diseño del libro , mas el beneficio para el editor queda muy restringido a 30€ el paquete de libros.
    No es tan barato ese trabajo, aunque si te puedo decir por la parte que me toca ya que realizo contenidos para libros de texto que los precios están bajando de forma grave, de tal forma que no es nada rentable realizarlos.
    Si a eso se le suma que el formato digital exige la creación de nuevas plataformas divulgativas (animaciones flash, powerpoint , etc). el realizarlo lleva tiempo y a veces la creación de nuevas imágenes y texto, y la administración quiere dar eso por ya hecho, como si no hubiera que hacerlo y además en u tiempo record.

    Aquí lo que veo que es un interés por parte de la administración por el beneficio político y en el caso catalán de amiguismos empresariales al otorgar a un empresa que no tenía experiencia en el mundo del libro de texto un exclusiva de la noche a la mañna que ha obligado a hacerlo todo rápido, mala y barato.

    El uso internet ara a enseñanza es fabuloso, pero siempre con le filtro del enseñante, pero muchos los contenidos que parecen el la red están creados por personas que se ganas la vida por ello y se no se les paga por su creación esos mismo contenidos acabarán por desaparecer, ya que casi todos están extraídos de publicaciones.

    El libro digital es parte del futuro , los precios deben bajar para sociablizarse, pero dentro de un consenso de todas la partes implicadas no desde la imposición de una administración.

    Jordi, enhorabuena por tu artículo ha sido muy interesante.

    Un saludo,
    Antonio

Comments are closed.

Copyright © 2016 Jordi Adell (@jordi_a): edu & tec

Theme by Anders NorenUp ↑